Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Agua’

+ Conagua entrega concesiones sin estudios de disponibilidad

+ Sobreexplotada la quinta parte de los acuíferos de la nación

+ Uno de cada dos aprovechamientos de agua son clandestinos

El diputado Carlos Flores Rico, vice coordinador del Grupo Parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados, presentó el fascículo DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA, dentro del análisis “10 Años de panismo. Resultados” y dijo que el eslogan de los gobiernos panistas “Para Vivir Mejor” es solo un recurso publicitario para ocultar el fracaso que se ha tenido en política social, que ha logrado acentuar la desigualdad en el país.

Los siete pecados capitales de la política social del Presidente Calderón son: Asistencialismo (demagogia), Centralismo (burocracia e injusticia), Ineficiencia (tarda, duplica, sub-ejerce), Clientelar (manipulación electoral), Excluyente (discrimina organizaciones sociales), No transparente (discrecional) y Cuantiosa (onerosa e insuficiente).

 Ello,  tiene a México con más de 60 millones de mexicanos inmersos en la pobreza, con una cada vez más acentuada desigualdad, con un poder adquisitivo precario y un encarecimiento de los precios que tanto castiga a los salarios. Los rubros que contiene el documento son: Introducción, Pobtreza e ingresos de las familias, Remesas, Desarrrollo humano, Educación, Cienci y Tecnología, Salud, Seguridad Social, Medio ambiente y, Administración del agua :

6.-

Administración del agua

  • Con base en información del CONEVAL, en la década de los años noventa, 20.5 millones de nuevas personas tuvieron acceso de agua potable para sus viviendas; en la primera década de este siglo, sólo 14.8 millones se han sumado para el consumo doméstico de este recurso.
  • Según el Informe de Resultados de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública de 2009 de la ASF, en lo referente al agua urbana, en 2009 existían 9.7 millones de habitantes sin el servicio de agua potable y 13.7 millones sin drenaje y alcantarillado. Los 221 organismos operadores de agua que recibieron apoyos obtuvieron un nivel de eficiencia de 45.9 por ciento, al recibir ingresos equivalentes a 459 litros por cada mil litros de agua producida.

Por lo que respecta al agua renovable per cápita, esto es, la cantidad máxima de agua que es factible explotar anualmente por persona, México ocupa el lugar 88 de un total de 177 países, posición desfavorable en relación con países como Perú, Bolivia y Belice, que tienen las posiciones 14, 15 y 16, respectivamente.

En relación con el objetivo de crear una cultura de cumplimiento de la Ley de Aguas Nacionales, del total de concesiones existentes en 2009, la CONAGUA expidió 7 mil 438 títulos, de los cuales casi una cuarta parte se otorgaron sin contar con los respectivos estudios de disponibilidad.

De los 653 acuíferos existentes en el país, una quinta parte se encontraban sobreexplotados, de éstos la CONAGUA realizó 24 censos en los que se identificaron 26 mil 113 aprovechamientos de agua: el 42.4 por ciento contaban con título de concesión y 57.6 por ciento fueron clandestinos, lo que significa que de cada dos aprovechamientos, uno fue clandestino. La Comisión no instrumentó mecanismos para regularizar a los usuarios irregulares.

A ello se suma la falta de medición del volumen concesionado y la limitada cobertura para inspeccionar el cumplimiento de las obligaciones administrativas por el uso de los recursos hídricos del país, pues de cada 100 concesionarios la Comisión verifica sólo a uno.

La CONAGUA no ha tenido éxito en crear una cultura contributiva del agua; según la ASF durante el periodo 2004-2009 únicamente recaudó 37 centavos por cada peso erogado. De los contribuyentes sujetos al pago de derechos de agua el 49 por ciento no efectuaron la aportación respectiva y la CONAGUA únicamente revisó el 9 por ciento de estos casos.

Según la ASF, la CONAGUA no dispone de criterios para determinar cuántos y cuáles concesionarios debería inspeccionar, y no dispuso de un sistema de información para identificar que los concesionarios de las aguas nacionales cumplieran con los parámetros de calidad de descarga de aguas residuales.

El que uno de cada dos mexicanos se mantenga en la pobreza, el encarecimiento de la canasta básica, el rezago en el índice desarrollo humano, el deterioro de la calidad educativa, de la ciencia y la tecnología, de la atención en salud, de la seguridad social del medio ambiente y de la administración del agua son un fracaso.

ENTREVISTA DE MEDIOS 7 junio 2011.-

DOCUMENTO INTEGRO   V. DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA 

Read Full Post »

11 de abril 2010:

Proponemos crear un ente autónomo ue armonice la visión nacional e integral del agua, con los criterios regionales y los intereses de los Estados y Municipios y tenga atribuciones legales e instrumentos operativos para impulsar políticas públicas en materia de impuestos, derechos, obras de infraestructura, canales de conducción y riego, uso agrícola eficiente, plantas de tratamiento de aguas negras,

…elevar al más alto rango jurídico el derecho y la obligación de los tres — órdenes de gobierno de cuidar las cuencas hidrológicas, ya que desde hace algunos años se tiene conciencia de la escasez del agua, pero el gobierno parece no advertir la necesidad de racionalizar su uso desde su captación hasta su destino final.

Read Full Post »

+ El Uso del agua, asunto de Seguridad Nacional 

+ México, un país con pocas reservas

+ Recursos hídricos, requieren política de Estado

AGUA

Francisco Rojas

Hace 18 años, la Conferencia de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente y el Desarrollo, reunida en Mar del Plata, Argentina, propuso que el 2 de marzo fuera el Día Mundial del Agua, iniciativa que fue aprobada por la Asamblea General en 1993. La comunidad internacional se dijo convencida del inminente riesgo de escasez del agua dulce y la necesidad de usarla eficientemente, conservarla y proteger los recursos hídricos, indispensables para el consumo humano, la producción de alimentosla actividad industrial y para la preservación de cualquier forma de vida.

Las existencias de agua se ven cada día más presionadas por el aumento de la población mundial, cuyo volumen será de 8 mil 100 millones de personas en 2030; las sequías, tormentas e inundaciones que se atribuyen al cambio climático, la contaminación, el desperdicio y la desertificación de los bosques. Se teme que la disputa por el agua sea motivo de tensiones, conflictos e incluso guerras regionales en el siglo XXI.

México es un país con pocas reservas acuíferas en sus lagos, ríos, arroyos y depósitos subterráneos: apenas 409 mil millones de metros cúbicos, un sexto de las reservas de EU. Pero, el manejo de los recursos hídricos es deficiente, en gran parte por el régimen jurídico centralizado que ha prevalecido desde la promulgación de la Ley sobre Vías de Comunicación en 1888 y se ha acentuado pese los cambios administrativos: de la Comisión de Irrigación a la Secretaría de Recursos Hidráulicos, su integración a la SARH y la creación de la Comisión Nacional del Agua.

La Federación excluye de la administración y beneficios del agua a los gobiernos de estados y municipios que cuentan con las grandes cuencas hidrográficas, como Durango, Chiapas y Tabasco, y margina a las instancias locales del cuidado y aprovechamiento de los recursos hídricos y la preservación del ambiente; las aguas de una cuenca son trasvasadas a otra sin consultar a los estados que la generan, y propicia conflictos entre entidades vecinas y contradice el pacto federal.

El centralismo, ineficiencia e inequidad en la administración de este recurso, sumados a su escasez, lo han convertido en un asunto de supervivencia y seguridad nacional, que sólo podrá resolverse con el manejo integral del agua en México, desde el origen hasta la utilización y tratamiento. Para ello deberá crearse un ente autónomo que armonice la visión nacional e integral del agua, con los criterios regionales y los intereses de los estados y municipios y tenga atribuciones legales e instrumentos operativos para impulsar políticas públicas en materia de impuestos, derechos, obras de infraestructura, canales de conducción y riego, uso agrícola eficiente, plantas de tratamiento de aguas negras, entre otros.

A juicio de los diputados del PRI, el tema del agua tiene la máxima importancia estratégica para el país y, para hacerle frente, acordó promover una modificación al artículo 127 constitucional, para que las entidades federativas tengan derecho a participar de los beneficios de explotación, uso y aprovechamiento de las aguas nacionales que se generen en sus territorios y destinen los recursos provenientes de esa participación a programas de infraestructura hidráulica, tratamiento de aguas, protección de las cuencas hidrológicas, ríos y lagos, conservación del suelo, reforestación, control de incendios y plagas forestales, así como a programas relacionados con otros trabajos vinculados al cuidado de bosques y selvas.

El propósito es elevar al más alto rango jurídico el derecho y la obligación de los tres órdenes de gobierno de cuidar las cuencas hidrológicas, ya que desde hace algunos años se tiene conciencia de la escasez del agua, pero el gobierno parece no advertir la necesidad de racionalizar su uso desde su captación hasta su destino final.

Es hora de la descentralización y la vigencia efectiva del pacto federal, pero con una estrategia integral y visión de largo plazo para conjuntar esfuerzos a fin de optimizar el uso de un recurso cada vez más escaso y que, como dijimos, es un tema de seguridad nacional que requiere de una política de Estado que trascienda diferencias políticas y términos sexenales. Elevemos la mira; cuidemos el destino y la calidad de vida; dejemos de lado las divergencias y unamos esfuerzos.

EL UNIVERSAL, 6 de abril, 2010 http://bit.ly/90XHAf

Read Full Post »