Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Inseguridad’

+ Revisión a panistas: ¿Cómo recibieron el País y cómo lo entregan?

+ México, con el  peor desempeño económico en América Latina

+ Retroceso en competitividad, empleo, inversión y  exportaciones

+ Electoral:  las cosas no les funcionan, estan yendo al tercer lugar

(Entrevista de Medios al término de la sesión de la Comisión Permanente de la LXI Legislatura, en el Senado de la República):

PREGUNTA: ¿Sobre esta embestida del gobierno federal en contra de las administraciones priistas?

Es muy lamentable que todavía ahora, ya bien entrado el Siglo XXI, estamos en el 2012, se quejan de lo que le pasó al país durante los gobiernos priistas en los 70’s, 80’s, pero el punto fundamental –si bien es evidente que pasaron muchas cosas en los años 70’s, 80’s y 90’s–  también pasaron en estos años, por ejemplo, la crisis del 2008 donde decrecimos 6 por ciento.

Lo importante es ver cómo recibieron al país y cómo lo están dejando, porque si el PRI fue tan mal gobernante, lo lógico es que ahora estuviéramos mejor que en el año 2000.

Quisiera reiterar que los números no lo indican, ni los indicadores nacionales e internacionales nos dicen eso.

Cuando falseamos los números estamos diciendo cosas que no son ciertas, quizá pueden ser hasta mentiras.

CRECIO LA DEUDA INTERNA

Por ejemplo, aquí tengo los datos de la deuda pública, ahorita se los voy a dejar aquí. En el año 2000 teníamos una deuda que era de alrededor del 22 por ciento del Producto Interno Bruto, que estaban casi divididas a la mitad la deuda pública interna y externa; en el 2012 en lugar el 22 por ciento que teníamos en el 2000, ahora tenemos el 34 por ciento del Producto Interno Bruto, es decir, ha crecido casi 50 por ciento la deuda.

Efectivamente, ha disminuido la deuda externa, pero la deuda interna ha crecido dos veces y media, del 10 por ciento al 25 por ciento.

En el año 2000 teníamos menos deuda en relación con el Producto Interno Bruto, que la que tenemos ahora, es decir, que ahora estamos más endeudados. Esas son las cifras dadas por el propio gobierno. Por más que digan, en el último sexenio del PRI 1994-2000 se creció a 3.4 por ciento, del 2001 al 2011 hemos crecido al 1.9, a la mitad ¿estamos mejor o peor que antes?

ECONOMIA: EL PEOR DESEMPEÑO EN AMERICA LATINA

¿Cómo se manejó la crisis? América Latina creció al 4 por ciento y México al 1.8, y México fue uno de los que peor desempeño tuvo administrando la crisis. Como pueden ver, los datos son los datos y esos no los podemos echar para atrás.

Las gasolinas, importábamos el 25 por ciento, ahora importamos el 52 por ciento ¿qué pasó? No se hizo nada en refinación en estos 11 años; han visto que llevamos 6 años diciendo que se va a hacer la refinería en Tula y apenas se está empezando a hacer la refinería, ya pusieron la barda, entonces pronto vamos a tener gasolinas.

En el empleo, hemos tenido la tasa de desempleo más alta en la historia del país.

RETROCESO EN COMPETITIVIDAD Y EXPORTACIONES

El señor de apellido bonito –es lo único que tiene de bueno, el apellido- Ferrari dice que ahora sí somos mejores, hay que preguntarle por qué en competitividad de acuerdo al Foro Económico Mundial, pasamos del 2001 que teníamos el lugar 42, al lugar 58, ha de ser por la buena actuación de un Ferrari en la carreta.

En la calidad de las instituciones públicas, en el año 2001 teníamos el lugar 56, ahora estamos en el 103 en calidad de las instituciones.

Como exportador nuestro país en el 2001 era el lugar número 12, ahora estamos en el lugar 16.

En el destino de la inversión extranjera directa, en el año 2008 éramos el número 8 recibiendo inversión extranjera directa, y ahora en el 2011 estamos en el lugar 19.

ESTABAMOS MEJOR CUANDO ESTÁBAMOS PEOR

¿Qué quiere decir todo eso? Que estamos peor que antes, o sea, que todo lo mal que gobernamos nosotros, ellos lo han hecho mucho mejor, ahora gobiernan peor.

En corrupción, que es otro de los asuntos en que estábamos muy mal, estábamos en el lugar 51 en el 2001, pero en el año 2010 estábamos en el lugar 98 ¿eso qué quiere decir? Doblamos la corrupción. Estábamos mejor cuando estábamos peor.

Ya no quisiera ni siquiera referirme a la violencia, nada más dos o tres datos que ha estado dando el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad: 60 mil muertos, 160 mil desplazados y 20 mil desaparecidos.

Ahí tienen una serie de datos en los cuales pueden observar que, a pesar de todo, lo que puedan decir del pasado, ellos a partir del 2001 han empeorado la situación del país y eso no se puede ocultar, hay un mal manejo de las instituciones, de la economía y un manejo caro porque además se han desperdiciado en estos años los mejores precios del petróleo que ha habido en muchas décadas.

¿QUE SE HIZO CON LOS EXCEDENTES PETROLEROS?

Ha habido excedentes petroleros de más de un billón 500 mil millones, es decir, casi 120 ó 130 mil millones de dólares extras, ¿en dónde está ese dinero? Nadie puede decir que se los haya robado alguien, pero quisiera saber en qué infraestructura se invirtieron esos 120, 130 mil millones de dólares, o si se los invirtieron en gasto corriente y por eso es tan caro y tan malo el gobierno.

PREGUNTA: ¿Ven una línea, una embestida específica del gobierno federal hacia el PRI? Porque qué casualidad que ayer tanto el Presidente de la República como Ferrari se lanzan el mismo día contra el PRI y con el mismo tema.

EN PREFERENCIAS SE ESTAN YENDO AL TERCER LUGAR

 Esto se entiende en una lógica electoral en donde sienten que las cosas no les va funcionando como ellos quisieran, porque ya pasó el primer debate, ya pasó casi la mitad de la temporada electoral y Enrique Peña Nieto sigue 20 puntos encima de ellos, y ellos se están yendo casi al tercer lugar.

Hay una lógica electoral de querer bajar a como dé lugar a nuestro candidato, y el problema es que no está dando los resultados que ellos esperaban. Trato de entenderlo.

PREGUNTA: ¿Es desesperación?

Es desesperación de que ven que pasan los días, que pasa el debate y los números no se mueven, o se mueven para arriba los nuestros y para abajo los de ellos.

PREGUNTA: ¿Felipe Calderón sigue violando la Ley Electoral? porque utiliza todos los foros para…

No sé, no soy juez, eso lo debe determinar el IFE y nuestros compañeros abogados, si está violando la Ley Electoral. Lo que es un hecho es que ya la ha violado y ha sido condenado dos veces por lo mismo.

PREGUNTA: ¿…alguna denuncia ante la FEPADE por estas declaraciones que hace?

Tenemos algunas cosas que vamos a ventilar en este momento, aquí en la Comisión Permanente.

PREGUNTA: ¿ Sobre los twitteros que trabajan a la hora del debate para apoyar A Peña Nieto?

Igual lo hacen todos los otros, también el PRD y el PAN.

Muchas gracias.

 ENTREVISTA DE MEDIOS, durante la sesión de la Comisión Permanente de la LXI Legislatura, en el Senado de la República. 9 mayo, 2012.-

Read Full Post »

+ Retroceso en seguridad y en los índices económicos y sociales

+ En vías de reponernos de la tragedia que sufrimos hace 18 años

+ Muy mala administración en la industria petrolera nacional

Con mis compañeros diputados del PRI en la Guardia en memoria de Luis Donaldo Colosio

(Entrevista de medios al término de la ceremonia del 18 aniversario luctuoso de Luis Donaldo Colosio, en el CEN del PRI):

PREGUNTA: A 18 años de la tragedia, ¿cómo ve al PRI, cómo ve al país?

 … Al país lo veo muy deteriorado, sobre todo después de estos doce últimos años. Se ha deteriorado básicamente en todos los índices económicos, políticos y sociales, especialmente en el tema de seguridad. Así que lo veo muy deteriorado.

 Y al PRI lo veo ya en vías de reponernos de la desgracia que sufrimos hace 18 años, y esperamos que con Enrique Peña Nieto al frente ganemos la elección del primero de julio

 PREGUNTA: Se dice que en materia energética, sobre todo que es una materia que usted domina, está muy retrasado el país, hubo un retroceso tremendo.

… En lo que ha habido un retroceso es en la administración. Ha habido una muy mala administración energética y eso ha causado efectivamente que tengamos problemas. Es una cuestión de administración, de mala administración.

 ENTREVISTA DE MEDIOS, 23 marzo, 2012.-

Read Full Post »

+ Pobreza y desempleo, saldos de la política económica fallida

+ Además de la violencia, aumenta la corrupción y la impunidad

+ Se usan recursos públicos para comprar votos y voluntades 

+ Poder autoritario intenta judicializar  los procesos electorales

 

ESTADO Y JUSTICIA

Francisco Rojas

Ante las difíciles perspectivas de 2012 en materia económica, social, climática y de violencia, y los nubarrones en el ámbito político, el PRIen la Cámara de Diputados impulsará nuevas leyes y reformas a las ya existentes, articuladas por tres ejes: restaurar el Estado de derecho, propiciar un Estado fuerte y eficaz, y combatir la corrupción e impunidad.

El Estado de Derecho en México está erosionado por el aumento de la pobreza, la desigualdad y el desempleo, que son los saldos vergonzosos de una política económica fallida, que sacrifica el crecimiento en aras de una estabilidad macroeconómica a ultranza. Está debilitado por el deterioro de la cultura de leyes debido, entre otras causas, al clima de violencia que en el país y al aumento de la corrupción y la impunidad.

Se ha socavado el Estado de Derecho porque se confunde al gobierno con partido político y se usan recursos públicos para comprar voluntades y votos. Más aun, cuando se usan las instituciones de justicia para cerrar el paso a un partido distinto o para difamar a personajes cuyas ideas no coinciden con las del partido en el poder.

Se requiere restaurar el Estado de Derecho, y el primer requisito es garantizar las libertades y la consolidación de la democracia. Debemos robustecerlo para recuperar la viabilidad económica y social del país en un clima de paz y tranquilidad, y para construir una sólida cultura de respeto a las leyes y normas, que garantice el imperio de la ley por sobre ambiciones electoreras.

Un paso indispensable hacia la reconducción nacional es el combate eficaz a la corrupción y a la impunidad, que corroen las instituciones y alejan al ciudadano del empeño por labrar su bienestar personal y familiar a través del trabajo honesto. Nada de lo que se haga para alcanzar una sociedad más justa tendrá resultados mientras las conductas delictuosas reciban más incentivos que la capacitación, mérito y esfuerzo personal.

Pero también necesitamos un Estado fuerte, cuya vitalidad no se exprese sólo a través del monopolio de la violencia legítima ni menos en el despilfarro de recursos para mantener la pesada obesidad burocrática. La fuerza del Estado radica en su eficacia para garantizar respeto al orden jurídico, que empieza por los gobernantes.

El Estado es fuerte cuando es eficaz en la ejecución de los planes, programas y acciones concretas en beneficio de la colectividad y muy señaladamente de sus estratos más vulnerables, lo que entraña, entre otras obligaciones, la de impedir que los poderes informales tengan una injerencia indebida en la toma de decisiones que corresponden a las instituciones públicas.

Es fuerte el Estado cuando es eficaz para reducir la desigualdad ancestral que mantiene en la marginación a la mayoría de indígenas, a los campesinos pobres o los estratos marginados que sobreviven en la periferia de ciudades, donde la pobreza degrada la vida y fractura la familia.

Es fuerte el Estado cuando tiene vocación y capacidad para hacer valer la ley sin distingos, lo que significa erradicar excesos y privilegios que ofenden a la sociedad porque suponen el abuso del poder que debe servir a todos por igual. Combatir a fondo estos vicios exige llevar la procuración e impartición de justicia al grado de excelencia, para asegurar que no haya delitos sin sanción ni exista el riesgo de castigar a inocentes.

Pero no puede haber justicia cuando las instituciones que deben procurarla se apartan de la legalidad para convertirse en arietes de un poder autoritario que intenta judicializar los procesos electorales, en los que el gobierno no es parte, sino que debe ser garante de la manifestación libre de la voluntad de todos los ciudadanos.

No hay que confundirse ni confundir. Los adversarios no son enemigos porque las elecciones no son guerras, sino ejercicios democráticos que buscan mejores opciones para el país. Los diputados priístas dialogaremos con todas las fuerzas políticas porque la democracia debe ser incluyente; nos esforzaremos por construir acuerdos para cerrar ciclos legislativos en el último período de sesiones de la LXI Legislatura, aun en medio esta polarización y atentados a las instituciones, que abonan peligrosamente a la ingobernabilidad.

 EL UNIVERSAL, 7 febrero, 2012.- 

Read Full Post »

+ Derecho a denunciar, derecho a defenderse

+ ¿Debate panista? No, no tuve el gusto de verlos

+ Mesa Directiva: respetaremos  los acuerdos

PREGUNTA: ¿Usted vio el ‘ciber-debate’ de los panistas, qué le pareció?

 … No lo vi. No tuve el gusto de verlos.

 PREGUNTA: Respecto a la respuesta que ha dado la Presidencia a esta propuesta de llevar al Presidente  Calderón a juicio ¿cuál es su opinión? ¿Hay una amenaza … en esta respuesta que ha dado Presidencia?

  …Aquí todo mundo tiene derecho a ejercer sus propios derechos.

Los señores que fueron a denunciar en la Corte Penal Internacional, sienten que tienen derecho de denunciarlo.

 El Presidente de la República está en todo su derecho también de defenderse ante una denuncia.

…Vamos por partes. Evidentemente todo mundo aquí tiene derecho a ejercer sus propios derechos, y no es criticable ni al Presidente de la República, ni a los que denunciaron, porque están ejerciendo sus derechos.

 Es evidente que el Presidente de la República está ejerciendo el suyo, al defenderse de una denuncia que le han hecho, pero también habrá que ver qué curso le dan a la denuncia en la Corte Penal Internacional.

 Así que habrá que esperar y respetar los derechos de todos los ciudadanos, en ejercicio también de sus propias responsabilidades y derechos.

EL ASESINATO DE NEPOMUCENO

 …Es una situación extraordinariamente lamentable. Pero eso es un asunto específico, que habrá que analizar, porque es un problema muy grave, y evidentemente aquí es un hecho aislado que no tiene que ver con el Presidente de la República.

 PREGUNTA: Ya van dos muertos en activismo, uno fue la señora Escobedo, de Chihuahua precisamente, por esta situación y ahora es este señor ¿no inhibe esto a la ciudadanía a que no haya denuncia?

 Pero por supuesto que hay una inhibición, pero esa inhibición es para todos los ciudadanos por la incertidumbre y la inseguridad en la que estamos viviendo.

 ¿No nos inhibió también a nosotros la muerte de nuestro compañero Rodolfo Torre Cantú? ¿No nos ha inhibido también la muerte de nuestro compañero Moisés Villanueva?

 Entonces todos estamos alarmados y viviendo este clima de falta de certidumbre jurídica y de inseguridad, alrededor de estos temas.

 Habrá que continuar luchando para ver cómo podemos atenuarlo y tratar de disminuirlo.

 El Presidente ha adoptado una serie de estrategias para combatir estos delitos, el crimen organizado, y muchos podemos estar o no de acuerdo con sus estrategias, o pensamos que quizá debiera cambiarlas, pero lo que es un hecho, es que hay que seguir combatiendo al crimen organizado, esto no lo podemos dejar suelto.

MESA DIRECTIVA EN SAN LAZARO

 …Estamos por respetar todos los acuerdos políticos que tenemos.

  …Además, todos queremos que salgan antes del 15 los nombramientos de los Consejeros del IFE… Vamos a ver si podemos llegar a un acuerdo.

 … No hemos avanzado todavía mayormente en la negociación, que por cierto, es asunto de una decisión, es decir, no es un asunto en el que tengamos negociaciones larguísimas, de muchas horas o de muchos días. Es una cuestión de decisión, y hasta el momento no se ha tomado ninguna decisión.

 ENTREVISTA DE MEDIOS, Palacio Legislativo de San Lázaro, 29 noviembre 2011.-

Read Full Post »

+ Surge una temeraria lógica de confrontación

+ Distorsión de la historia: los buenos y los malos

+ Se pretende impedir la alternancia a cualquier costo

+ Admirable ejemplo de civismo de los michoacanos

JUGAR CON FUEGO

Francisco Rojas

En los últimos días han ocurrido acontecimientos importantes para la vida del país, ligados entre sí por una temeraria lógica de confrontación electoral. En primer término, la Cámara de Diputados aprobó en tiempo y forma el Presupuesto de Egresos de la Federación para 2012, modificando el proyecto enviado por el Ejecutivo, que era centralista, antifederalista, electorero y no protegía al país de las corrientes recesivas externas, mediante el estímulo al crecimiento y al empleo.

 Un segundo hecho se ha dado con una serie de discursos aprovechando cualquier foro, para tratar de impregnar la idea de “los buenos y los malos” distorsionando la historia al identificar a la Revolución Mexicana únicamente con Madero y hacer menciones marginales a figuras centrales como Zapata, Villa, Carranza, Obregón y Calles, por ejemplo.

 Es comprensible que los gobiernos panistas minimicen la esencia popular de la Revolución y desestimen las figuras de quienes lucharon por las garantías sociales y les dieron rango constitucional. Los fundadores del PAN buscaban oponerse a los gobiernos surgidos de la Revolución, y sus herederos actúan en consecuencia.

 Ese mal de origen explica no sólo que se atribuya a Madero todo el mérito de la Revolución, sino que se reduzcan las conquistas del movimiento social a la democracia electoral, cuya evolución, por cierto, fue promovida durante años por los gobiernos del PRI.

 Lo que resulta inaceptable es que se apele a la democracia para justificar la estrategia unívoca de choque contra el crimen organizado, como se hizo al afirmar que México necesita demócratas “que, desde todas las instituciones del Estado, luchen por defender a la sociedad de sus mayores amenazas que representan la violencia, la criminalidad y la impunidad”.

 Otro hecho de gran relevancia fue el proceso electoral ordenado y pacífico de Michoacán, a pesar de la incertidumbre generada por la violencia delincuencial y el precedente de las agresiones arbitrarias a tres decenas de servidores públicos estatales y municipales. Los michoacanos dieron un admirable ejemplo de civismo al resto del país.

 Las elecciones de Michoacán fueron un laboratorio para los comicios federales de 2012. En la campaña del PAN destacaron el derroche de recursos federales a favor de su candidata y la movilización de los delegados de las dependencias federales para inducir el voto, bajo la coordinación de altos funcionarios federales que supervisaron las entregas de dádivas en la entidad.

 Pese a que los partidos derrotados se habían congratulado por el desarrollo pacífico de las campañas, una vez que se dieron a conocer los resultados del PREP y, más tarde, los resultados oficiales, descalificaron el proceso que ellos habían ponderado.

 Particularmente delicado es el discurso falaz y calumnioso que trata de identificar a los gobiernos priístas con el narcotráfico. Las acusaciones, siempre  vagas, han sido constantes desde el inicio de la guerra contra el crimen organizado, pero al ser usadas como argumentos para descalificar el proceso electoral de Michoacán, dan cuenta del nivel que el panismo se propone dar a las elecciones federales de 2012.

 Es comprensible la desesperación por impedir la alternancia electoral a cualquier costo: no pueden jactarse de haber promovido el crecimiento económico con igualdad, de haber impedido el aumento de la pobreza y menos de haber generado los empleos prometidos. Sólo les queda aferrarse a una estrategia que la realidad y los miles de muertos han derrotado y propiciar la cultura del escándalo, la desinformación y la judicialización del proceso electoral, apoyados por cajas de resonancia que no verifican la autenticidad de una noticia.

 Pero están jugando con fuego. Ni las más fuertes obsesiones por el poder justifican que se invoque al narcotráfico como argumento en la lucha política, pues ello no sólo afecta a todos los partidos y actores políticos, sino que deteriora la credibilidad del sistema electoral mexicano que tanto esfuerzo y dinero le ha costado al país. Si lograran hacer creíbles las imputaciones calumniosas y falaces a base de repetirlas, acabarían por debilitar al Estado nacional como un todo, y eso es algo que no debemos permitir los mexicanos, cualquiera que sea nuestra militancia política. Aún es tiempo de recuperar la sensatez y poner fin a la más sucia de las guerras sucias: la que miente inveteradamente para imputar complicidad y delincuencia a los adversarios políticos.

 EL UNIVERSAL, 29 noviembre, 2011.-

Read Full Post »

 + Nada indica mejoría en la lucha contra el crimen organizado

+ Una desgracia lo sucedido en Michoacán; prevalece la violencia

+ En el PEF 2012, vamos a resarcir las deficiencias del Ejecutivo

  Espero que todo regrese a la normalidad. Es una desgracia lo que ha pasado en Michoacán. Es un síntoma más de la violencia y la inseguridad que estamos viviendo en algunas partes del país.

Todos tenemos que hacer un gran esfuerzo y, desde aquí, desde la Cámara, exhorto a que los michoacanos acudan a las urnas, y no vayamos a quedarnos sin elecciones, eso sería un asunto extraordinariamente grave.

Creo que se puede lograr con buena voluntad y con ánimo de los michoacanos, de alguna manera tal como se logró en Tamaulipas, cuando desgraciadamente asesinaron salvajemente a nuestro candidato el doctor Rodolfo Torre Cantú, a seis días de las elecciones… Las elecciones fueron hechas en absoluta calma y tranquilidad en esa entidad.

Aspiro a que en Michoacán suceda lo mismo y que los michoacanos puedan elegir en paz a quien los ha de gobernar los próximos años.

 No sabemos de quién son señales, sería una especulación mía advertir qué pasó. Necesitamos que las autoridades nos lo aclaren.

PREGUNTA: Hace un año, como decía usted, les mataron a su candidato, sin embargo al parecer no sucede nada en el país, nada mejora.

Efectivamente los indicadores no parecen mostrar mejoría en la lucha contra el crimen organizado, los números de asesinatos que se llevan estadísticamente siguen creciendo; se siguen haciendo adiciones a los presupuestos de seguridad; se siguen dando mayores piezas legislativas para luchar contra el crimen.

Estamos haciendo todo lo que el Ejecutivo ha sugerido para implementar esta lucha contra el crimen organizado, en la cual evidentemente todos estamos comprometidos.

… Me parece un asunto absolutamente malintencionado eso de señalar a delincuentes poderosos, porque francamente es incuantificable lo que puede o no tener un señor, como el señor Guzmán.

EL PRESUPUESTO 2012

PREGUNTA: El Presupuesto comienza su última fase de negociación ¿ustedes como la bancada más importante de esta Cámara sobre qué temas van a abogar o van a trabajar para que se reoriente el gasto?

… Uno de los primeros objetivos es resarcir las deficiencias con las que nos mandó el Ejecutivo el Presupuesto.

Hay muchos rubros que son fundamentales y que vienen absolutamente subestimados, como carreteras, agua, grupos vulnerables, salud y campo, en fin. Los sectores fundamentales de infraestructura del país que se requieren para invertir y crear empleo, vienen subestimados.

Por ello, nuestro primer objetivo será resarcir todos los rubros que vengan subestimados, y después, empezar a darle alguna orientación de tipo social y de infraestructura adicional al Presupuesto.

PREGUNTA: Precisamente sobre los temas de educación y pobreza ¿cómo van ustedes a trabajar en esos temas?

 Evidentemente son las partes de grupos vulnerables que tenemos que atender, como educación y todos los demás rubros que mencione, que son fundamentales para que el país vaya por el rumbo adecuado, más aún, ahora que ha sido aprobado por ambas cámaras y está en proceso de votación en las cámaras locales la aprobación de la educación media superior gratuita y obligatoria.

PREGUNTA: Como se dice coloquialmente ¿alcanzará la cobija?

 La cobija es demasiado estrecha para las necesidades que tenemos. Los gobernadores simplemente han señalado que requieren más de 600 mil millones para las necesidades que ellos ven, cosa que es absolutamente imposible de resarcir; no solamente los gobernadores sino muchas entidades públicas también han solicitado aumentos de presupuesto que difícilmente podrán satisfacerse.

ENTREVISTA DE MEDIOS, 3 noviembre 2011.-

Read Full Post »

+ Padecemos corrupción, opacidad y ductibilidad de la justicia

+ Son omisos o tuercen las leyes,  los encargados de aplicarlas

+ En realidad son delincuentes investidos de autoridad temporal

+ Caso Polanco: Excesos de los menos y sumisión de los más

IMPUNIDAD

Francisco Rojas 

 Los problemas que se han creado y crecido en el país durante los últimos años —violencia, mayor desigualdad y pobreza, desempleo, letargo económico, degradación educativa— han propiciado un preocupante deterioro tanto en la administración pública como en la propia sociedad, que se manifiesta en la agudización de la impunidad y los vicios inherentes: corrupción, opacidad, ausencia de rendición de cuentas, influyentismo y ductilidad del sistema de justicia.

Emitir nuevas leyes y reformar algunas vigentes,  cobra relevancia porque necesitamos que el marco jurídico refuerce el respeto a derechos humanos y garantías individuales, proteja instituciones y servidores públicos y fortalezca el Estado de derecho. No podemos permitir que el mundo nos catalogue como un pueblo de corruptos y delincuentes. En el ser nacional debe arraigarse la ley como uno de los valores esenciales de la convivencia. Antes lo hemos hecho: en cada salto de nuestra historia convertimos en leyes los nuevos consensos nacionales, confiados en que un orden jurídico renovado sería el primer paso hacia un orden social más justo.

 El respeto al derecho fue un pilar de la política exterior mexicana del siglo XX, que prestigió al país y le dio un firme liderazgo moral en el mundo. Pero por justas y avanzadas que sean las leyes, son inútiles cuando los encargados de aplicarlas son omisos o las tuercen en beneficio propio o de afines. La impunidad y corrupción deterioran la vida nacional, y no lo debemos permitir.

 La impunidad y la corrupción —que no son privativas de nuestro país y tienen sus orígenes en las prácticas patrimonialistas del régimen colonial— se han agravado y extendido en lo que va del siglo XXI, y si no logramos contenerlas seguirán envileciendo la vida pública.

La impunidad ha permeado la conciencia de algunos estratos de la sociedad, como lo ilustra el ejemplo grotesco de las dos mujeres que atacaron y ofendieron a unos policías en Polanco. Cuando estas lacras éticas se generalizan y convierten en reglas no escritas de convivencia social, el orden jurídico pierde eficacia y, peor, se convierten en un instrumento más de excesos de los menos y sumisión de los más, lo que puede fracturar a la sociedad y poner en crisis al Estado de derecho.

 La impunidad se ha convertido en práctica corriente en todas las escalas del poder: desde las irregularidades toleradas en las grandes licitaciones, como parece haber ocurrido en una o varias etapas de la inconclusa Estela de Luz, hasta el allanamiento de domicilios sin orden judicial.

 La falta de transparencia y rendición de cuentas en el servicio público solapa los más variados actos de corrupción y favorece la impunidad de delincuentes investidos de autoridad temporal.

 Esta es una de las razones más ostensibles de la pérdida de confianza social en sus autoridades. Más cuando la administración pública no produce resultados perceptibles pese a los gastos desmesurados del gobierno en publicitar lo que no ha logrado o ha conseguido marginalmente.

 La sociedad y las instituciones del Estado deberían leer bien el bajo índice de denuncias de las víctimas del delito y el porcentaje aun menor de la consignación de los presuntos delincuentes, muchos de los cuales son exonerados y que, cuando entran en prisión, disfrutan de privilegios y continúan delinquiendo desde su cautiverio.

 La falta de un castigo merecido inhibe a los ciudadanos denunciar ilícitos porque lo ven inútil y hasta peligroso. Paralelamente, estimula a los delincuentes que saben que la posibilidad de ser castigados por sus actos criminales es muy baja.

 La lucha frontal en contra de la impunidad y sus vicios colaterales puede ser la última oportunidad para rescatar el respaldo de la sociedad a las instituciones y a una clase política tan sistemáticamente desprestigiada; ésa tendría que ser una de las políticas públicas de largo plazo del próximo gobierno.

 Urge la promoción activa de una cultura de respeto a las personas y a las leyes. Urge la formación de una nueva mística del servicio público para que los ciudadanos recuperen la confianza en las instituciones y en las autoridades. Urge una gran revolución de las conciencias que revalore la ley y su respeto irrestricto como requisito de toda convivencia civilizada.

EL UNIVERSAL, 4 octubre, 2011.-

Read Full Post »


+ Practiquemos la Política que busca sinergias en la pluralidad

+ Además de barbarie criminal, pobreza, desigualdad y desempleo

+ Estados y Municipios necesitan nueva ley de Coordinación Fiscal

+ Diálogo sin exclusiones para los acuerdos que necesita el país

PRESUPUESTO 2012

Francisco Rojas 

El clima social de México es de honda preocupación, no sólo por la barbarie criminal, sino por la desigualdad, el aumento de la pobreza y del desempleo y el estancamiento de la economía, que va a resentir los efectos de la posible contracción económica, por nuestra marcada dependencia de EU. La gran prioridad nacional es evitar que estos problemas deriven en la tormenta perfecta que nos lastimaría a todos y pondría en peligro la democracia.

Tenemos soluciones, pero debemos practicar la Política con mayúsculas: la que busca y logra acuerdos entre personas y grupos heterogéneos, la que no pretende sustituir la realidad por la ficción de la publicidad, la que asume sus propias responsabilidades en vez de repartir culpas, la que establece compromisos y los cumple, la política, en fin, que busca las sinergias en la pluralidad.

Este es el marco en el que desarrollaremos los trabajos de la actual Legislatura del Congreso. Por eso los diputados del PRI decidimos concentrar nuestros esfuerzos en los grandes problemas que afligen a la sociedad. Aprobaremos nuevas leyes y reformas a las existentes para desactivar los problemas que están en vías de complicarse.

El Presupuesto de Egresos deberá aumentar la inversión pública, promover el financiamiento a pequeñas y medianas empresas y a productores rurales, y fijar normas claras y precisas para abatir los subejercicios, evitar que las reglas y criterios de operación obstruyan los programas y ejercer los recursos con oportunidad y eficiencia.

Se trata de reactivar la economía, impulsar el mercado interno, revertir la caída del ingreso de los hogares, generar empleos formales para que los jóvenes puedan labrarse un futuro con su esfuerzo, en vez de tomar caminos que los destruyen y desangran al país; para ellos gestionaremos la ley sobre educación media superior obligatoria y la implantación del telebachillerato. A fin de crear empleos aumentaremos la inversión en carreteras, caminos rurales, presas, escuelas, hospitales, y otras obras de impacto económico y social.

El presupuesto debe respaldar a los más vulnerables y marginados. Cuidaremos que los recursos para salud, educación, combate a la pobreza, vivienda, sector agropecuario no sean menores al presupuesto actual. Combatir la pobreza exige abandonar el enfoque asistencialista en favor de programas que fortalezcan el potencial productivo de la gente y tengan una visión federalista.

Es deleznable valerse de los programas sociales para captar votos. Por eso legislaremos para blindar esos recursos y crear el Fondo de Cohesión Social e Impulso Productivo, que destinará recursos federalizados a municipios de alta y muy alta marginación y a polígonos urbanos en pobreza.

El combate al crimen organizado requiere recursos para reclutamiento, capacitación, equipamiento. Vamos a respaldar a ese sector y a revisar con detalle la estructura presupuestaria y administrativa de los programas y fondos para hacerlos más eficientes y descentralizar funciones.

La Ley de Seguridad Nacional será consistente con la Constitución y los tratados internacionales que nos obligan. Es un compromiso del grupo parlamentario del PRI asegurarse de que esa ley garantice respeto absoluto a los derechos humanos, dé certeza jurídica a los intérpretes de la norma y propicie el retorno de las fuerzas armadas a sus actividades naturales. Exhortaremos al Senado para la aprobación de la policía fronteriza.

El país no se reduce a su capital ni se agota en los poderes federales. México está en los estados y municipios, y el presupuesto tiene que ser promotor del desarrollo regional. Los gobiernos locales, cada vez con mayores demandas sociales, no cuentan con recursos suficientes para enfrentarlas; es necesario revisar el sistema de coordinación fiscal y asignar recursos presupuestales que compensen los desequilibrios y hagan efectivo el respaldo federal a estados y municipios.

Tenemos problemas, pero podemos enfrentarlos cumpliendo todos con nuestra parte. Los diputados del PRI honraremos los compromisos con los ciudadanos y promoveremos la concordia política. Confío en que los demás partidos reconozcan que es hora del diálogo sin exclusiones ni imposiciones, en busca de los acuerdos que tanto necesita el país en estos momentos difíciles.

 EL UNIVERSAL, 6 septiembre, 2011.- 

Read Full Post »

+ México no puede ser pasivo ante rencores y errores externos

+ Lineamientos y compromisos para el Presupuesto Federal 2012

+ Reglamento a  facultades del Ejecutivo sobre las Fuerzas Armadas

 AGENDA LEGISLATIVA

Francisco Rojas

El Congreso de la Unión iniciará su próximo período ordinario de sesiones en un clima social y económico enrarecido por el agravamiento de los problemas que lastiman a la sociedad y por las complicaciones y amenazas del entorno internacional.

México no puede ser espectador pasivo de los rencores y errores ajenos. Tenemos que impulsar el mercado interno para compensar la caída de las exportaciones, el turismo y las remesas; revertir el desempleo y la pobreza y abrir oportunidades para los jóvenes en la educación y el mercado laboral. En la agenda legislativa de los diputados del PRI para el próximo período ordinario de sesiones, se destaca:

El presupuesto federal debe impulsar la inversión pública y privada, la producción y el empleo. Analizaremos cambios a las fórmulas de participaciones de los Estados en la Ley de Coordinación Fiscal, y canalizaremos recursos presupuestales para que los Estados cumplan con sus obligaciones en educación, salud, infraestructura, financieras y de seguridad pública.

Cumpliremos en tiempo y forma con aprobar el presupuesto para 2012; el gobierno deberá aplicarlo con transparencia y sin subejercicios; dar fluidez a la dotación de recursos a los Estados y programas, evitar que las reglas y lineamientos de operación sean pretextos para retenerlos y no utilizar los programas sociales para fines electorales.

Las reformas a la Ley de Seguridad Nacional serán consistentes con la Constitución, con las Convenciones Internacionales y con el pleno respeto a los derechos humanos. El Estado debe garantizar la seguridad pública, otorgar certeza jurídica a los impartidores de justicia y propiciar el retorno de las fuerzas armadas a sus funciones habituales. Trabajaremos conjuntamente con el Senado para reglamentar las facultades del Ejecutivo para disponer de las fuerzas armadas cuando esté en riesgo la seguridad interior y daremos el marco legal adecuado para la actuación de estas últimas.

El crimen organizado y los delitos del fuero común deben combatirse de modo integral; impulsaremos dictámenes sobre el lavado de dinero y otros mecanismos y exhortaremos al Ejecutivo a que amplíe y opere con eficacia las políticas de rehabilitación y prevención de adicciones. Las minutas sobre la policía fronteriza, reformas en materia de terrorismo y Ley General para la Prevención Social de la Delincuencia se encuentran ya en el Senado.

Pero las soluciones de fondo están en el empleo, la educación, la actividad económica, la justicia y equidad para las mujeres y los jóvenes. Por eso recogimos con entusiasmo las propuestas de la UNAM y trabajaremos con esta institución para concretar los actos legislativos a que haya lugar.

Daremos prioridad al análisis y discusión de la minuta del Senado sobre reforma política y apoyaremos lo que concierne a la consulta popular, el referéndum, la iniciativa ciudadana y las candidaturas independientes; pero aún no logramos consensos sobre la reelección continua de legisladores y munícipes.

Para la legislación laboral consideraremos las propuestas de los distintos grupos sociales, pero no suprimiremos ni disminuiremos ni vulneraremos los derechos de los trabajadores ni sus conquistas históricas.

Los programas asistencialistas no eliminan la pobreza, la perpetúan y la utilizan para fines electorales aviesos. Por ello promoveremos la creación del Fondo de Cohesión Social e Impulso Productivo, que destinará recursos federalizados a los municipios de alta y muy alta marginación y a los polígonos urbanos en pobreza.

La educación media superior obligatoria no puede esperar; por ello en tanto se concluye su aprobación, legislaremos para crear el tele bachillerato aprovechando el sistema de telesecundaria. También daremos rango de ley al servicio social profesional remunerado para apoyar a los jóvenes pasantes de bajos ingresos.

Necesitamos una nueva manera de hacer política para que las diferencias propias de la pluralidad potencien lo mucho en que coincidimos y permitan que cada quién cumpla con su responsabilidad sin odios ni discordias.

Ya hemos visto lo que sucede cuando los enconos políticos polarizan a la sociedad: sabotean los acuerdos necesarios para salir adelante. Conforme a sus facultades, sin ceder un ápice de su autonomía, la Cámara de Diputados trabajará en armonía con los actores políticos y sociales que sea necesario; practicaremos la política constructiva que exige la nación en la compleja situación interna e internacional que estamos viviendo.

EL UNIVERSAL, 23 agosto, 2011.-

Read Full Post »

+ Valorar lo que hemos hecho bien y mostrarlo con orgullo 

+ No más gasto en armas, en desconfianza; mejor en desarrollo

+ Imposiciones desde el “Centro” trastocan armonía regional

+ Reconciliación,  la diatriba puede fracturar a la nación

+ En el PRI buscamos acuerdos lícitos y abiertos a la luz pública 

Intervención en el Foro Nacional de Presidentes Municipales sobre el Presupuesto 2012, organizado por la Federación Nacional de Municipios de México, con la asistencia de más de 200 alcaldes del país, en Mérida, Yuc.

Estimada Angélica Araujo, alcaldesa de Mérida y presidenta de la FENAMM, 

Señoras y señores Presidentes Municipales:

Soy portador del saludo solidario de todos los diputados federales del PRI y de su compromiso explícito de conformar el gran proyecto de nuestro partido rumbo al reto definitorio del  2012.

Con Angélica Araujo, alcaldesa de Mérida y presidenta de la FENAMM

En ustedes, presidentas y presidentes municipales, radica la responsabilidad mayor de la comunicación con la sociedad entera.   Son ustedes, la primera cara, el primer contacto, el encuentro directo de los gobiernos priistas con la sociedad demandante.

Su trabajo es la mejor vía para que la sociedad perciba el sentido práctico de los valores y principios de nuestro partido, que son la esencia de la mexicanidad, de la democracia verdadera y de la búsqueda de la justicia social para todos.

La institución del municipio libre es la expresión más genuina de la estirpe republicana y federal de la nación;  es la cristalización de la consigna revolucionaria por  “un gobierno federalista, dentro de una república democrática”.

El federalismo exige el reconocimiento pleno, no sólo a la diversidad sino a la importancia fundamental de las regiones de México.

En la Cámara hemos mantenido abierta siempre la posibilidad del encuentro con los gobiernos locales, no sólo para escuchar sus demandas, sino para discutir con ellos los énfasis del desarrollo regional que el país entero necesita.

La alcaldesa Araujo, en el discurso inaugural

Tenemos vivas las historias de demandas insatisfechas o de imposiciones desde el centro, que trastocan la armonía democrática de las regiones.

Por eso, esta Legislatura ha propuesto que el Plan Nacional de Desarrollo sea elaborado por el Ejecutivo;  pero discutido y ratificado en la Cámara de Diputados, en donde también se vigilaría su puntual cumplimiento.

No tiene sentido seguir gastando volúmenes cada vez más grandes de los dineros públicos en programas hechos desde el centro, cuando hay en los municipios centenares de pequeños caminos inconclusos, hospitales sin médicos ni medicinas, escuelas sin servicios ni maestros suficientes y ausencia de espacios deportivos o para la convivencia en las comunidades.

YA NO MAS GASTO EN ARMAS, EN  DESCONFIANZA

Ya no podemos seguir gastando y gastando en más armas, más policías, más uniformes, más cárceles, más retenes, más personal, más desconfianza.   Tenemos que cambiar esta dinámica e ir de verdad a darle trabajo a la gente, a encontrar la vocación de las regiones, a desarrollar la pesca, a rescatar al campo, a dar apoyos para miles y miles de pequeñas nuevas empresas, que aprovechen el talento y el empuje de los mexicanos.

Por eso amigas y amigos, para los diputados de esta Legislatura, la reunión de ustedes tiene una gran importancia.   Los problemas nacionales se viven en los municipios, en las localidades, en la realidad geográfica y humana que ustedes conocen y representan.

Me honra decirles que en la Cámara de los Diputados se trabaja con intensidad y en esta Legislatura hemos aprobado más reformas legales, más decisiones importantes de la agenda nacional, que varias legislaturas anteriores.

REFORMA POLITICA, EN NUESTRA AGENDA LEGISLATIVA

No hemos dejado de trabajar un solo día en la integración de una propuesta de reforma política que realmente sea útil, que resuelva problemas, no que simplemente los posponga.

No hemos dejado un minuto de buscar el perfeccionamiento de las iniciativas en materia laboral con el diálogo y la atención a quienes han querido opinar, porque nuestra responsabilidad es buscar consensos entre los trabajadores y sus legítimos derechos y los empresarios mexicanos.

Aquí, ante ustedes, ratifico nuestro compromiso de encontrar soluciones al problema de la seguridad pública y la seguridad nacional;  pero también confirmo nuestra decisión de no caer en la improvisación, en la prisa, o en la satisfacción de las vanidades que nada aportan y a veces provocan una complicación mayor que la que pretendían resolver.

Estamos trabajando en temas que tienen que ver con la pobreza, con las finanzas públicas, con la falta de crédito, con el deterioro del sistema de salud, con el combate a la impunidad y a la corrupción.

Los resultados de las elecciones del  3  de julio fueron una espléndida lección de civismo y congruencia ciudadana.   Los entendemos como evidencia del enorme valor de una política que construye, propone y entiende los reclamos de toda la ciudadanía.   Los entendemos como el reconocimiento a la actividad de un partido que conoce el valor de la unidad y trabaja con denuedo.   Un partido que tiene claro el rumbo y es congruente con sus principios.

Esas jornadas cívicas demostraron que la gente valora la gestión de los gobernantes que la escucha, la consulta y le cumple;  que el PRI es invencible cuando está unido y abre espacios a las legítimas aspiraciones de cada persona o grupo;  que la selección de los candidatos es decisiva para el éxito electoral;  y que los mexicanos prefieren las propuestas y el debate civilizado a las descalificaciones del oponente.

Nuestras victorias fueron una bocanada de aire fresco para los mexicanos de todos los rincones del país, que aprecian el trabajo serio del PRI frente a la política empecinada en la descalificación, el encono y las acciones de poder que la gente ya no acepta.

En esas elecciones quedó en evidencia el hartazgo de la sociedad por la inseguridad pública, el desempleo, la pobreza, la ineficacia en la economía, en la educación y en la salud.   Es el hartazgo por un Gobierno federal empecinado en no cambiar nada, ni aceptar que su obligación moral, política y jurídica es trabajar para todos y no sólo para los miembros de su partido.

En los gobiernos estatales y municipales y en los congresos Federal y de los Estados, los priistas tenemos conciencia de que la sociedad nos está dando una oportunidad más, que debemos aceptar de manera responsable para no descuidarnos un minuto, y seguir acompañando a nuestra gente en sus demandas y en sus luchas.

Claro que estamos interesados en que el PRI triunfe en el  2012;  pero no solamente para sustituir un grupo de gobierno por otro.   Estamos interesados en que nuestro partido vuelva a encabezar la transformación de México, que vuelva a construir la armonía, la solidaridad y la paz social de la que disfrutamos durante setenta años;  que vuelvan a prestigiarse las instituciones del Estado y vuelvan a construirse grandes obras públicas para evitar la privatización y los negocios oscuros con los dineros públicos y con las instituciones del pueblo.

Los priistas tenemos que valorar lo que hemos hecho bien y mostrarlo con orgullo.   México está urgido de rumbo y certeza que motiven la reconciliación, la unidad nacional y el desarrollo pleno;  la diatriba puede fracturar a la nación.

Es hora de volver a la realidad, entender sus problemas y buscar las mejores soluciones por medio del diálogo y la construcción de acuerdos lícitos y abiertos a la luz pública.   El sacrificio de una generación, injusto y excesivo, debería inducirnos a todos a la autocrítica y la rectificación.

Nuestros problemas reales son la falta de crecimiento, la pobreza, la desigualdad y la violencia, y tenemos que ponernos de acuerdo, todos, para superarlos.

Queremos regresar al gobierno para mostrarle al mundo, que México volverá a ser apreciado en América Latina y prestigiado en el ámbito internacional, reconocido por sus hazañas, por su lucha, por sus creaciones y no nada más por la violencia, la nota roja y las cuestiones de las que ya quisiéramos olvidarnos.

Con esa voluntad, con ese espíritu, tenemos que ir todos a nuestros espacios y mostrarle a la gente que sabemos cumplir con nuestra responsabilidad política, que sabemos honrar el sentido del servicio público, de honestidad y de lealtad, que deben estar detrás de cualquier acción política.

Tenemos que hablar con la gente y hacer que el gobierno municipal sea ejemplar, que se interese en pasar a las páginas de la historia.

Ustedes, señoras y señores, tienen el privilegio de servir en cada una de las células que componen al organismo entero, por lo que la gente va a fijarse mucho en su trabajo y va a saber distinguir y escoger bien.

Por eso quiero decirles que, cuando me invitaron a esta reunión, pensé que era la mejor oportunidad para hacer con ustedes un compromiso que vamos a honrar todos, para escucharlos y promover que sus demandas tengan una respuesta en el próximo presupuesto de egresos de la federación.

Vamos a celebrar con el partido un compromiso de trabajo y responsabilidad para servirle a la gente, para regresarle a la sociedad la satisfacción por haber confiado en nosotros.

Sepan bien amigos munícipes de México, que cuentan con los Diputados Federales de su partido.

Sepan bien que entre todos vamos a volver a construir la grandeza de nuestro pueblo, que ya ha esperado diez años con impaciencia la recuperación de una democracia plena, en donde todos vivamos en paz, honrando los valores que están en la entraña de la nación.

Muchas gracias

MERIDA,Yuc., 15 julio 2011.-

Read Full Post »

+ El valor de una política que construye, propone y entiende

+ El voto refrenda o  retira confianza en partidos gobernantes

+ Ciudadanos cansados de inseguridad e ineficacia del gobierno

+ Se olvida que los muertos son vidas truncadas y no números

HARTAZGO

Francisco Rojas

Las elecciones del domingo 3 de julio en los Estados de México, Coahuila, Nayarit e Hidalgo fueron una espléndida lección de civismo y congruencia ciudadana. La entendemos como evidencia del enorme valor de una política que construye, propone y entiende los reclamos de toda la ciudadanía.

Los ciudadanos acuden a las urnas no sólo para votar por los candidatos de su preferencia, sino también para refrendar o retirar su confianza a los partidos que gobiernan, y así lo hicieron en las cuatro entidades donde hubo elecciones. Los nuevos gobernantes y legisladores deberán cumplir sus compromisos de campaña porque en este país no hay mayorías incondicionales, ni permanentes, sino una ciudadanía vigilante y crítica.

Gran parte del éxito electoral se debió a que los gobernantes dieron buenas cuentas a la población y el partido supo seleccionar a los candidatos más cercanos a la gente. En los cuatro estados fue determinante el trabajo de los militantes del partido, sus visitas domiciliarias para exponer las propuestas de los candidatos, la organización de reuniones vecinales y gremiales y, sobre todo, por atender a las demandas de la gente.

Nuestros triunfos son también una prueba del hartazgo social por los gravísimos problemas de inseguridad pública, desempleo y pobreza, por la ineficacia en la economía y en la educación y la salud. Hartazgo por la machacona insistencia del Gobierno Federal en no querer cambiar nada, ni aceptar que su obligación moral, política y jurídica es trabajar para todos y no sólo para los miembros de su partido.

Su contundencia es una bocanada de aire fresco para la gente de todo el país, porque permite visualizar con claridad el trabajo de un partido que hace honor a su unidad y a su compromiso con todos los mexicanos, frente a una política empecinada en la descalificación, el encono y la insistencia en mantener políticas federales que la gente ya no acepta.

El gobierno está cegado por cifras seleccionadas a modo. Desde las alturas del poder se olvida que los muertos no son números, sino vidas truncadas. Los mexicanos que han caído en la pobreza en el decenio panista tampoco son simples cifras; son seres humanos que quieren vivir de su trabajo honrado pero no encuentran espacio en el mercado laboral porque el Estado abandonó su función de promotor del desarrollo económico y garante de los derechos sociales que otorga la Constitución a todos los mexicanos por el simple hecho de serlo. Tampoco son cifras las familias de clase media que no pueden pensar en el futuro porque viven acuciadas por la amenaza del desempleo y el subempleo en el presente.

Los políticos que confunden la realidad con los números y conceptos están llamados al fracaso. Después de la derrota, los voceros oficiosos del panismo pretenden extrapolar lo ocurrido seis y doce años antes: en 1999 y 2005 el PRI ganó la gubernatura del Estado de México, pero perdió la elección federal y dicen, con su lógica lineal, que eso mismo ocurrirá dentro de doce meses. Pero olvidan que en ninguna de esas elecciones la victoria priista fue tan contundente como la de 2011 y tampoco se había acumulado la desesperación de la gente por los problemas nacionales que, al complicarse, sacrifican a las familias y personas. Este triunfo es una victoria de la política y una muestra de los valores de la democracia y del buen ejercicio de gobierno para todos y no solo para una facción.

Los priistas entendemos que la sociedad nos está dando una oportunidad más que debemos aceptar de manera responsable para no descuidarnos ni un minuto, para no abandonarnos a la alegría del festejo, para no permitir egoísmos personales ni divisiones, sino regresar pronto con la sociedad para seguir acompañándola en sus luchas y en sus demandas y para resolverlas no con discursos sino con soluciones de fondo.

México está urgido de rumbo y certeza que motiven la reconciliación, la unidad nacional y el desarrollo pleno; la diatriba puede fracturar a la nación. Es hora de volver a la realidad, entender sus problemas y buscar las mejores soluciones por medio del diálogo y la construcción de acuerdos lícitos y abiertos a la luz pública. El sacrificio de una generación, injusto y excesivo, debería inducirnos a todos a la autocrítica y la rectificación. Nuestros problemas reales son la falta de crecimiento, la pobreza, la desigualdad y la violencia, y tenemos que ponernos de acuerdo, todos, para superarlos. Los priistas sabremos responder con eficacia, visión de estado y altura de miras a estos retos.

EL UNIVERSAL, 12 julio, 2011.-

Read Full Post »

+ El PRI mexiquense, unido y tolerante con la diatriba opositora

+ Edomex, victoria de la política que muestra valores democráticos

+ El Partido ha mostrado una y otra vez serenidad y urbanidad

+ El país requiere rumbo firme y  propuestas claras  y sólidas

+ Hartazgo social por inseguridad e ineficacia en la economía

(Mensaje en el desayuno de Legisladores federales y locales del PRI con el Gobernador del Estado de México, licenciado Enrique Peña Nieto y el candidato triunfador de las elecciones estatales, licenciado Eruviel Avila Villegas, en Toluca, Edomex):

Los diputados del PRI al Congreso de la Unión saludamos y felicitamos con el mayor entusiasmo a la sociedad mexiquense por la espléndida lección de civismo y congruencia ciudadana que dio el domingo pasado.

Los resultados reflejan el espléndido trabajo del partido en la entidad, que está unido, trabaja con denuedo, tiene claro el rumbo y es tolerante con la diatriba opositora.

El priismo mexiquense dio ejemplo de cómo se conforma un proyecto en el que pueden recrearse y fortalecerse los valores mexicanos de amistad y solidaridad con todos.

Desde la Cámara de Diputados hemos visto cómo ustedes han sabido mantener una línea propositiva y traducir las luchas tradicionales de nuestro partido en logros concretos, en demandas satisfechas y en oportunidades reales para impulsar el desarrollo del Estado de México, que es a todas luces evidente.

El ejercicio de Gobierno en el Estado ha sido nuestra mayor fortaleza porque ha sabido mostrar la tolerancia, la firmeza y el compromiso cumplido que honra la palabra.

Pero también ha mantenido el rumbo y la congruencia que convoca a la gente para concitar su apoyo y avanzar.

Por todo esto queremos agradecer a Eruviel Ávila, brillante candidato triunfador, y a nuestro partido en el Estado de México, que nos hayan invitado a ser parte de la celebración de esta victoria democrática que hace suya el priismo nacional.

Queremos expresarles nuestro reconocimiento por habernos permitido trabajar junto a ustedes estos meses, en un ejercicio de congruencia, sin descuidar nuestras labores legislativas.

Aquí, en el Estado de México, hemos insistido en honrar nuestro compromiso de unidad, y aportar nuestro trabajo al proyecto común que ustedes han conducido.

VICTORIA DE LA POLITICA

Esta victoria electoral es una victoria de la política y una muestra de los valores de la democracia y el buen ejercicio de gobierno.

Su contundencia es una bocanada de aire fresco para la gente de todo el país, porque permite visualizar con claridad el trabajo de un partido que hace honor a su unidad y a su compromiso con todos los mexicanos, frente a una política empecinada en la descalificación, el encono y la insistencia en mantener políticas federales que la gente ya no acepta.

Para honrar su compromiso con la política, el PRI ha mostrado una y otra vez serenidad y urbanidad.

Como partido hemos aceptado nuestras derrotas y hemos sabido defender nuestros triunfos legítimos.

Como partido, hemos sido firmes en la defensa de nuestras causas comunes;  pero como gobierno hemos mostrado la generosidad y la ética, que nos obligan a gobernar para todos sin distingo alguno.

México está urgido de una renovación razonada y sustentada en la experiencia.

Tenemos que valorar lo que hemos hecho bien y mostrarlo con orgullo.

Sabemos que el país requiere rumbo firme, propuesta clara y acciones consecuentes para revalorar la unidad que se sustenta en ideas, en programas y en compromisos firmes.

EL PAIS, URGIDO DE RECONCILIACION

México está urgido de rumbo y certeza que motiven la reconciliación, la unidad nacional y el desarrollo pleno.

Por eso, en la Cámara de los Diputados no hemos sucumbido al oportunismo de la propaganda, que unas veces exige aprobaciones al vapor y otras exige dilaciones permanentes.

En la Cámara hemos aprobado más reformas legales, más decisiones importantes de la agenda nacional, que varias legislaturas anteriores.

También hemos satisfecho a plenitud las demandas del Ejecutivo;  pero hemos cumplido con el deber de analizar las iniciativas con detenimiento, escuchar las posiciones encontradas y resolver pensando en lo que la nación requiere y no en la ganancia electoral o publicitaria inmediata.

No hemos dejado de trabajar un solo día en la integración de una propuesta de reforma política que realmente sea útil, que resuelva problemas, no que simplemente los posponga.

No hemos dejado un minuto de buscar el perfeccionamiento de las iniciativas en materia laboral con el diálogo y la atención a quienes han querido opinar, porque nuestra responsabilidad es buscar consensos entre trabajadores y sus legítimos derechos y los empresarios mexicanos.

Ratificamos nuestro compromiso de encontrar soluciones al problema de la seguridad pública y la seguridad nacional;  pero no caeremos en la improvisación, en la prisa, o en la satisfacción de las vanidades que nada aportan y a veces provocan una complicación mayor que la que pretendían resolver.

LOS TEMAS DE LA AGENDA NACIONAL

Todos estos temas son importantes;  pero estamos trabajando en muchos otros, que tienen que ver con la pobreza, con las finanzas públicas, con la falta de crédito, con el deterioro del sistema de salud, con el combate a la impunidad y a la corrupción.

No se debe pensar sólo en lo que tiene impacto electoral, sino fundamentalmente en lo que tiene impacto social, impacto de fondo para que la sociedad avance.

Las victorias que obtuvo nuestro partido en el Estado de México y también en Coahuila, en Nayarit y en Hidalgo, las entendemos como evidencias del enorme valor de la política que construye, que propone, que entiende los reclamos de toda la ciudadanía.

Nuestros triunfos son también una prueba del hartazgo social, por los gravísimos problemas de inseguridad pública, desempleo y pobreza, por la ineficacia en la economía y en la salud.

Nuestros triunfos son prueba del cansancio por la machacona insistencia del Gobierno federal en no querer cambiar nada, ni aceptar que su obligación moral, política y jurídica es trabajar para todos y no sólo para los miembros de su partido.

Nos animan estas victorias, compañeros del Estado de México, pero también motivan al priismo de todo el país a que valore los resultados del trabajo y la responsabilidad que desecha la simulación, el rumor o la falta de solidaridad entre priistas.

Entendemos que la sociedad nos está dando una oportunidad más que debemos aceptar de manera responsable para no descuidarnos un minuto, para no abandonarnos a la alegría del festejo, sino regresar pronto con la sociedad para seguir acompañándola en sus demandas y en sus luchas.

Aquí, los diputados de la fracción parlamentaria, reafirmamos con ustedes, amigas y amigos del Estado de México, nuestro compromiso y voluntad de trabajo y unidad.

Vamos a seguir trabajando responsablemente en los temas de fondo, vamos a seguir honrando la prudencia y la sensatez política, vamos a seguir en la lucha del PRI, para fortalecer la democracia real y la justicia social, para todos.

Al gobernador electo, Eruviél Ávila, le deseamos éxito en su próxima gestión, que acompañaremos con convicción, trabajo y apoyo.   Su futuro es promisorio.

A nuestro amigo el Gobernador Enrique Peña Nieto, lo felicitamos con el afecto de sus correligionarios y de los ciudadanos que gobierna;  le reconocemos su valor y le agradecemos su amistad.

Debe sentirse usted muy satisfecho, señor Gobernador, por contar con el apoyo de su pueblo.   Siga usted adelante.   Tenga usted una larga y promisoria vida.

MENSAJE EN EL DESAYUNO DE LEGISLADORES  FEDERALES Y ESTATALES  DEL PRI, con el gobernador del Estado de México, licenciado Enrique Peña Nieto y el candidado triunfador de las elecciones estatales, licenciado Eruviel Avila Villegas.- TOLUCA, Edomex, 7 julio 2011

Read Full Post »

+ Acciones del gobierno agravan problemas en vez de resolverlos

+ Solamente 15 millones de mexicanos tienen empleo formal

+ México, reprobado en nueve  de 11 indicadores de la OCDE

+ Violencia, una de las grandes tragedias de este decenio del s XXI

(4 junio, 2011.- Mensaje en la Convención Nacional de Diputados Locales Cenopistas, en San Luis Potosí):

El estado que guarda la nación no es satisfactorio.   Enfrentamos diversos desafíos que los gobiernos del PAN no han sabido atender en forma adecuada.   Por el contrario, algunas acciones gubernamentales han agravado los problemas en lugar de solucionarlos.

Vivimos en la incertidumbre, el hastío y hasta el coraje ante una gestión que no es eficiente ni fomenta la transparencia de las acciones.

La ausencia de una visión de Estado ha repercutido en el debilitamiento de las instituciones, afectando claramente el avance económico y social del país.

Ya no somos el país de oportunidades, refugio de perseguidos, promotor de la paz y de la solidaridad internacional.

Los gobiernos del PRI entregaron un país creciendo al  6  por ciento anual con desarrollo económico, social y político, y con prestigio internacional, seguridad y paz interior.

Había problemas, claro, pero las instituciones estaban consolidadas y funcionando, al grado de que en los últimos años sólo se ha creado una, el Instituto Federal de Acceso a la Información Pública (IFAI), en respuesta parcial a las demandas ciudadanas.

El retiro del Estado como rector y promotor directo del crecimiento, conjugado con la impericia del equipo de gobierno truncó la tendencia y condujo a la caída y el estancamiento de la economía.

La inversión nacional no crece porque el mercado interno es débil, ya que la mayoría de las familias no tiene recursos para atender más que sus necesidades básicas.

La parte más pobre de la población recibe apenas el  1.8  por ciento del ingreso, mientras que en el polo opuesto, la población más rica acapara el  38  por ciento del ingreso.

SOLO 15 MILLONES TINEN EMPLEO FORMAL

De una población económicamente activa formada por  48 millones de personas, sólo  15  millones tienen empleo formal y en los dos últimos años ha aumentado la proporción de empleos eventuales, los que trabajan menos de  15  horas a la semana y los que perciben ingresos menores a tres salarios mínimos.

A falta de empleo no hay más opciones que la economía informal, la emigración laboral o la puerta falsa de la delincuencia abierta o simulada.

Según datos del INEGI, en los últimos  10  años la economía ha crecido a una tasa media anual de apenas el  1.7  por ciento, mientras que la población, según el último censo, se ha incrementado en  1.4  por ciento anual:  por eso, el producto por habitante se mantiene prácticamente igual al del año  2000.   Nos estancamos una década.

¿A QUIEN FAVORECE EL ESTANCAMIENTO?

Cuando un país crece a tasas históricamente altas y ello no se traduce en una mejor calidad de vida para la mayoría de la población, cabe preguntarse  ¿a quién favorece el crecimiento?

Pero cuando ni siquiera se crece, la pregunta obligada es  ¿a quién favorece el estancamiento?

En el decenio del panismo casi se ha triplicado el monto del Presupuesto de Egresos de la Federación, al pasar de un billón  195  mil millones de pesos en el año  2000,  a tres billones  439  mil millones en el  2011,  pero los problemas no se han resuelto.

Se han despilfarrado los recursos petroleros;  el gobierno ha contado con mucho dinero, pero se le ha utilizado mayormente en gasto corriente;  por ello las políticas públicas no marchan satisfactoriamente y la verdad no se puede ocultar con campañas publicitarias.

La aportación del campo al PIB es cada vez menor, la pobreza rural se ha agudizado, la migración desintegra familias y el país tiene que importar un alto porcentaje de los productos básicos para la alimentación nacional.

El gobierno sigue sin poder impartir una educación de calidad y servicios dignos de salud.   El desarrollo científico y tecnológico, clave para movilizar el potencial de toda sociedad, está estancado.

UNO DE LOS PAISES CON LA PEOR CALIDAD DE VIDA

Por ello, la OCDE en su último Informe cataloga a México como uno de los países que tiene la peor calidad de vida, reprobándolo en  9  de los  11  indicadores que dicho organismo utiliza para medir el índice de Mejor Vida.

Fuimos reprobados en:  Gobierno, Medio Ambiente, Comunidad, Salud, Vivienda, Empleo, Ingreso, Educación y Seguridad, y sólo fuimos aprobados en Condiciones Laborales y en Satisfacción de Vida, cualquier cosa que esto signifique.

Los derechos humanos no están garantizados en ciertas zonas del territorio nacional, incluso en ciudades insignia del desarrollo.   Los derechos constitucionales a la alimentación y la vivienda no se ejercen plenamente.

México está hoy tan lejos de la auténtica libertad, la justicia y la igualdad, como lo estuvo en momentos críticos de su historia;  por ello, probablemente los daños más graves sean el deterioro de la cohesión social y el debilitamiento de las instituciones.

VIOLENCIA, TRAGEDIA DE ESTE PRIMER DECENIO

Desde el Congreso se ha construido el marco legal para respaldar la procuración de justicia y la lucha contra el crimen organizado y hemos aprobado las propuestas legislativas y los requerimientos de recursos del Ejecutivo Federal, pero continúan las ejecuciones y nadie resulta responsable de nada, sin que se aprecien resultados favorables o tendencias positivas.

La violencia asociada al crimen organizado y su combate es una de las grandes tragedias de México en el inicio del siglo  XXI,  no sólo por su alto costo en vidas humanas, sino también porque provoca un clima generalizado de inseguridad que oculta los problemas de fondo.

La inseguridad ha llegado al grado de afectar el tejido social y la economía;  su efecto ya se nota, entre otros, en el estancamiento de las inversiones privadas, la emigración de capital humano y la disminución de la Inversión Extranjera Directa y el turismo.

En diversas partes de México, el Estado no puede garantizar la integridad física de las personas.   La violencia criminal ha costado más de  35  mil vidas humanas y un gasto público de decenas de miles de millones de pesos, sin que se logren resultados satisfactorios y sin que se vislumbre una resolución de fondo del problema.

No se pueden seguir distorsionando los hechos con un triunfalismo que no se compagina con la realidad en la que vivimos.   No es justo ni sensato que el gobierno privilegie sus afanes electorales por encima de la resolución de los problemas tales como:  la inseguridad, el estancamiento económico, el desempleo, el despilfarro de los recursos de la nación y la desigualdad social.

Los gobiernos de la alternancia no han podido establecer una adecuada coordinación entre los poderes Ejecutivo y Legislativo, ni promover acuerdos institucionales para resolver los problemas políticos, económicos y sociales del país.

No obstante, nuestra fracción parlamentaria ha cumplido sus funciones y ha hecho contribuciones legislativas de relevancia, y les doy algunos datos que lo comprueban:

LA REALIDAD DEL TRABAJO LEGISLATIVO

En la  LXI  Legislatura hemos recibido del Ejecutivo  109  iniciativas.   De ellas se han enviado para su promulgación  79;  otras  10  ya tienen minuta;  19  más están en proceso en las comisiones correspondientes y una ha sido desechada.

Sin mediar explicación el Ejecutivo Federal no ha publicado  46  leyes o decretos, lo cual constituye un freno real a la actividad legislativa.

Para sortear ese obstáculo, el Constituyente Permanente aprobó recientemente una reforma que elimina el  “veto de bolsillo”  y da al Congreso facultades para promulgar leyes después de un período razonable.

Es injusta, falaz y antipatriótica la campaña persistente contra el Poder Legislativo y contra el Estado como un todo.   No puede aceptarse que desde los círculos oficiales se filtren rumores y se practique la política como reyerta entre buenos y malos.

A nadie conviene que el Poder Legislativo se debilite porque es el foro plural por excelencia.   Podrán avasallarnos en los medios, pero con ello no cambiarán la realidad de su ineficiencia y opacidad.

A la Cámara de Diputados acuden mexicanos de todos los estratos, de todas las creencias, de todas las filiaciones políticas en todas partes del país, para exponer sus problemas, sus reclamos y propuestas.

Todas las voces encuentran eco en los diputados de uno y a veces de todos los grupos parlamentarios, porque allí confluyen, con igualdad de derechos, todos los partidos políticos.

Los diputados tenemos que abordar una infinidad de temas cuya importancia real no siempre coincide con las agendas mediáticas.

Baste un ejemplo, nosotros insistimos en que la rendición de cuentas tiene la más alta prioridad, porque los servidores públicos manejan recursos de la sociedad y están obligados a la trasparencia.

La evaluación debe ser la base para que la asignación de recursos se haga con base en la eficacia del gasto público y los resultados de los programas.

Por eso muy pronto discutiremos un conjunto de iniciativas para hacer de la rendición de cuentas y la evaluación de resultados una obligación efectiva y no sólo una frase para el discurso.

 LAS REFORMAS EN SEGURIDAD, POLITICA Y LABORAL

La seguridad nacional es un tema sustantivo y trascendente que sería irresponsable abordar en la superficie.   Por eso en la Cámara de Diputados estamos analizando con seriedad la minuta del Senado de la República, en donde nuestros compañeros diputados han llevado el liderazgo en la conformación del dictamen respectivo.

En temas de esta dimensión, el interés nacional está por encima de toda parcialidad y nos exige la reflexión madura.

Tenemos el deber supremo de dejar a salvo los derechos humanos y las libertades que la Constitución nos otorga a todos.

El PRI tiene una opinión sólida que está en la mesa de discusiones;  no es una postura irreductible porque no somos dueños de la verdad y estamos siempre dispuestos a enriquecer el debate plural para arribar a los mejores acuerdos para el país.

Con igual responsabilidad estamos analizando la minuta del Senado sobre los cambios constitucionales y legales que se conocen con el nombre genérico de Reforma Política.

En la Cámara existen iniciativas del PRD y del PRI sobre este importante tema, que deberán procesarse en forma complementaria a la minuta recibida del Senado.

Esas iniciativas y las ideas de los diputados de los distintos partidos, son el contexto de la discusión de la minuta, que podrá ser enriquecida para arribar a un acuerdo político congruente y amplio que recoja las inquietudes de todas las partes.

Algunos temas de la minuta del Senado implican replantear el sistema de partidos e incluso las facultades exclusivas de la Cámara.

No vamos a rehuir su discusión y habremos de cumplir con nuestras responsabilidades políticas para con la nación en uso de las facultades que nos confiere la Constitución.   Para ello, no incurriremos en las prisas y menos en la desesperación de quienes nos exigen analizar estos temas en unas cuantas horas.

La Cámara está inmersa también en un activo debate sobre la llamada Reforma Laboral.   En este tema no existen verdades absolutas y no daremos lugar a los oportunismos electorales.

Existen al respecto tres iniciativas completas y cerca de cien puntos de acuerdo que tocan diversos aspectos de la Ley Federal del Trabajo.

Nuestra función no es atender obsesiones personales y menos aún cuando suponen que no hay nada que discutir más allá de dichas propuestas.   Lo que si atenderemos y defenderemos son los derechos fundamentales de los trabajadores y sus organizaciones.

Pero además, en el grupo parlamentario del PRI no aceptaríamos ir a la discusión final habiendo ignorado lo que proponen otros partidos, y sin abrir la discusión para recibir los comentarios de la sociedad.

Estamos arribando a acuerdos sobre varios capítulos y vamos a continuar discutiendo los temas pendientes y eso, debo reconocerlo, exigirá esfuerzos adicionales.

Si habrá Reforma Laboral.   Será la mejor porque resultará de la pluralidad legislativa y no de los caprichos de nadie.

…Es hora de recuperar la respetabilidad de las instituciones republicanas y restaurar los valores democráticos de la tolerancia, la pluralidad y el respeto a la disidencia.

Los problemas nacionales no se resolverán culpando al resto del mundo o al pasado por todos los males del presente;  eso sólo sirve para evadir las propias responsabilidades.

El que hayamos entrado al último tramo del sexenio no es obstáculo para el diálogo y la construcción de acuerdos legítimos por el bien del país.

Los problemas de México exigen una relación fluida y eficiente entre poderes autónomos.   Es inadmisible que por motivaciones electorales anticipadas se lacere la relación madura que debe haber entre las instituciones fundamentales del Estado.

Ante la frustración y la desesperanza que cunden en todos los ámbitos de la sociedad, las fracciones parlamentarias de nuestro partido vamos a redoblar el esfuerzo para seguir impulsando los cambios legislativos que requiere la nación.

DIALOGO, SENSATEZ, CONGRUENCIA Y PRUDENCIA

El diálogo y el debate plural, la construcción de acuerdos y consensos son pilares de la democracia, y no los vamos a sacrificar por ceder a las prisas o a las presiones.

La responsabilidad es el mejor escudo contra las campañas intermitentes de desprestigio contra los legisladores y las instituciones.

Continuaremos actuando con sensatez, congruencia y prudencia.   Es lo que exige de nosotros la nación y sabremos cumplir ese mandato.

Enfrentaremos los debates, no cambiaremos nuestro estilo responsable ni rehuiremos la necesidad de acordar reformas que beneficien a nuestro pueblo.

Procuraremos la coordinación entre el partido orgánico, del cual venimos y nos debemos, con el partido parlamentario representado por las dos fracciones en el orden federal y por ustedes, señores diputados, en el orden estatal.

La participación de ustedes, que son parte sustantiva del Constituyente Permanente para discutir y aprobar en su caso reformas constitucionales, será de la mayor importancia para continuar las tareas de un poder, que en nuestra historia ha sido garante de la integridad, la independencia y la soberanía de México.

SAN LUIS POTOSÍ, S.L.P., 4 junio, 2011.-

Read Full Post »

+ Diez años de estancamiento y ahora desesperanza social

+ “Para vivir mejor” eslogan publicitario para ocultar fracasos

+ Voz popular: vivimos peor que hace  cuatro o diez años

+ Concentración persistente: muy pocos ricos y muchos pobres

+ Diputados del PRI: Necesaria una nueva política social de Estado

El diputado Carlos Flores Rico, vice coordinador del Grupo Parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados, presentó en nombre de la fracción el fascículo DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA, dentro del análisis “10 Años de panismo. Resultados” y dijo que el eslogan de los gobiernos panistas “Para Vivir Mejor” es solo un recurso publicitario para ocultar el fracaso que se ha tenido en política social, que ha logrado acentuar la desigualdad en el país.

 Los siete pecados capitales de la política social del Presidente Calderón son: Asistencialismo (demagogia), Centralismo (burocracia e injusticia), Ineficiente (tarda, duplica, sub-ejerce), Clientelar (manipulación electoral), Excluyente (discrimina organizaciones sociales), No transparente (discrecional) y Cuantiosa (onerosa e insuficiente).

 Ello,  tiene a México con más de 60 millones de mexicanos inmersos en la pobreza, con una cada vez más acentuada desigualdad, con un poder adquisitivo precario y un encarecimiento de los precios que tanto castiga a los salarios. Los rubros que contiene el documento son: Introducción, Pobreza e ingresos de las familias, Remesas, Desarrrollo humano, Educación, Ciencia y Tecnología, Salud, Seguridad Social, Medio ambiente y, Administración del agua.

1.-

V. Deterioro de la Calidad de Vida

La pobreza ha sido el mal endémico de nuestra Nación desde sus más remotos orígenes, y los grandes logros de la política de desarrollo económico y social de los gobiernos de la Revolución se han revertido especialmente en el decenio del panismo.

La definición, los procedimientos y los fines de la política social de los gobiernos del PAN tienen claros sesgos corporativos, clientelares, asistencialistas y electoreros. Es una política errática, que se conjuga con el estancamiento de la economía, la falta de empleo, la creciente inseguridad, la incertidumbre y la desesperanza social.

El eslogan “Para Vivir Mejor” no pasa de ser un recurso publicitario para ocultar el fracaso. Con base en los resultados, el veredicto popular es contundente: no vivimos mejor, vivimos peor que hace cuatro años y que hace diez, como lo demuestran los datos y estadísticas de fuentes oficiales mexicanas e internacionales que aquí se presentan.

En diez años de gobiernos del PAN, el poder adquisitivo de la población ha empeorado; y la calidad de vida de muchos mexicanos se ha deteriorado. Mientras que los precios de los productos de la canasta básica, la gasolina, el gas LP, la  luz y el agua han amentado desmedidamente, el salario de los trabajadores es duramente castigado año con año. Para la gran mayoría de las familias mexicanas no hay dinero que alcance para satisfacer las necesidades primordiales de alimentación, vestido, vivienda, educación y salud.

Los hombres y mujeres que se han ido a Estados Unidos en busca de un mejor nivel de vida, han perdido su ocupación o no la han encontrado a causa del impacto de la crisis económica mundial y de las duras políticas contra los migrantes. Por ello las remesas provenientes de ese país, que dan sustento a cientos de miles de familias en México, disminuyeron en los últimos años y no han tenido una recuperación que alcance, cuando menos, los niveles mostrados al inicio del presente gobierno.

La alta concentración del ingreso es persistente: muy pocos son los ricos y muchos los pobres. La nuestra es una de las sociedades más desiguales del mundo y no hemos logrado avanzar en materia de desarrollo humano en los últimos 10 años.

 El sistema educativo es deficiente: somos de los países con más bajos resultados según las evaluaciones de ENLACE y PISA; muchos de nuestros estudiantes y profesores no cuentan con las competencias y los conocimientos necesarios para su desarrollo; son constantes la deserción y el rezago educativos; y se ha cancelado el impulso a la ciencia y la tecnología.

El sistema de salud es mediocre e insuficiente para atender las necesidades de la gente; las instituciones de seguridad social están presionadas por el envejecimiento de la población y el incremento de los adultos mayores con riesgos de salud, hechos que aumentarán la demanda de servicios médicos más complejos y de mayor costo, al tiempo que las pensiones requerirán mayor financiamiento; y las guarderías y estancias infantiles no reúnen condiciones de seguridad y calidad aceptables, por lo que no garantizan la integridad física de los niños.

Las políticas para el cuidado del medio ambiente y la conservación de los recursos naturales han sido ineficaces; la deforestación continúa, se sigue alterando el equilibrio ecológico y sobreexplotando las cuencas hidrológicas.

Por todo lo anterior, no es de sorprender  que de 2006 a 2010 se hayan sumado a la pobreza 10.1 millones de  mexicanos y que en promedio, se empobrecieran 7 mil cada día: 292 cada hora y 5 cada minuto.

Tal  como está diseñada, la política social no combate la pobreza, no reduce la desigualdad, no eleva el desarrollo humano y no reduce los contrastes regionales. No se está cumpliendo con el mandato constitucional de garantizar y hacer efectivos los derechos sociales de los mexicanos, porque la política económica se ha orientado a mantener los  equilibrios macroeconómicos y ha dejado de lado las políticas de crecimiento, empleo y distribución del ingreso, que son indispensables para elevar el bienestar de la población y reducir los índices de pobreza y desigualdad.

Por mandato constitucional, las obligaciones del Estado son sustantivas, definitorias. No son dádivas, no deben ser pretexto publicitario ni mucho menos contraprestaciones electorales. Lo que se requiere es replantear el modelo y revolucionar las instituciones sociales.

En el PRI creemos firmemente que es necesario impulsar una nueva política social de Estado que coadyuve a erradicar eficazmente las causas de la desigualdad y la pobreza y refrende el compromiso de fortalecer los derechos constitucionales a la educación, salud, trabajo, desarrollo rural, equidad de género, justicia para los indígenas y grupos vulnerables. Una política que proteja los derechos humanos de tercera generación.

Es imprescindible crear vínculos eficientes entre las políticas económica y social para establecer círculos virtuosos que ofrezcan oportunidades de desarrollo para todos. Es preciso cambiar el sentido de las políticas públicas y transformar los programas sociales para que ofrezcan verdaderas oportunidades de movilidad social y den respuesta a las legítimas demandas de bienestar de los mexicanos.

Es pertinente analizar la conveniencia de un nuevo marco legal para que las políticas de desarrollo social se diseñen y operen de manera diferenciada, atendiendo a las características regionales y poblacionales del país, dadas la irregular distribución poblacional y la diversidad de recursos naturales disponibles.

El primer paso para el combate a la pobreza es focalizar los apoyos compensatorios en las Zonas de Atención Prioritaria (ZAP), para que alcancen en el mediano plazo los niveles de bienestar e ingreso de la media nacional. Se requiere también redistribuir los recursos para darles un destino preciso y efectividad para una mayor igualdad de oportunidades, fomentando la equidad federalista. Un programa de inversiones conjuntas entre estados y municipios, articuladas por objetivos comunes contribuiría al desarrollo regional, al aumento de la competitividad y al crecimiento económico. Paralelamente habría que estimular las economías de escala y los acuerdos intermunicipales y alentar el diseño de proyectos plurianuales que permitan solucionar la problemática de raíz.

La educación es un factor estratégico para el conocimiento, que es la mayor riqueza de las sociedades contemporáneas; se debe ampliar su cobertura y elevar su calidad para que el sistema educativo sea una palanca estratégica para el progreso y el bienestar.

Es preciso dar la más alta prioridad a la educación permanente, de calidad y pertinencia, estableciendo condiciones para el acceso universal a una educación para toda la vida. Se trata de que todos puedan capacitarse y adquirir habilidades y competencias para el trabajo y para su desarrollo individual.

Asimismo, es vital reforzar al Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y promover que quienes han tenido la oportunidad de acceder a estudios de alto nivel contribuyan con sus conocimientos y talentos al desarrollo nacional, para impulsar el desarrollo científico y tecnológico del país y romper la enorme dependencia en esta área fundamental.

En materia de salud se deberá trabajar con base en el criterio de la prevención y establecer una política integral y eficaz para atender el incremento de la demanda de los servicios de salud en todo el país, tomando en cuenta la transición demográfica que implicará que en 30 años por cada 160 adultos mayores habrá 100 niños en México; ampliar la cobertura y elevar la calidad de los servicios y la infraestructura; y fortalecer la formación de médicos, enfermeras e investigadores capacitados y bien remunerados.

Finalmente, para preservar el medio ambiente, es necesario impulsar políticas públicas y programas de gobierno para el aprovechamiento sustentable y el cuidado del agua, bosques, suelos, mares, flora, fauna y el patrimonio natural en su conjunto, considerando las recomendaciones y declaraciones de los organismos multilaterales con apego a nuestro marco jurídico.

DOCUMENTO INTEGRO   V. DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA

 

 

Read Full Post »

+ La mexicana, una de las sociedades más desiguales del mundo

+ Paradójico: más pobres, pese a mayor gasto social del gobierno

+ Para el CONEVAL hay  50.6 millones en pobreza patrimonial

+ Fallas en 45 % de los programas sociales de la federación

+ El salario mínimo real ha perdido 6.60 por ciento en 2011

+ Datos del encarecimiento de alimentos y de combustibles

* 53 % de menores de 18 años viven en pobreza multidimensional

+ Penúltimo lugar en la OCDE  como país con peor calidad de vida

+ En 2010, primer lugar mundial en migrantes: 11 millones 900 mil 

El diputado Carlos Flores Rico, vice coordinador del Grupo Parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados, presentó en nombre de la fracción el fascículo DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA, dentro del análisis “10 Años de panismo. Resultados” y dijo que el eslogan de los gobiernos panistas “Para Vivir Mejor” es solo un recurso publicitario para ocultar el fracaso que se ha tenido en política social, que ha logrado acentuar la desigualdad en el país.

 Los siete pecados capitales de la política social del Presidente Calderón son: Asistencialismo (demagogia), Centralismo (burocracia e injusticia), Ineficiente (tarda, duplica, sub-ejerce), Clientelar (manipulación electoral), Excluyente (discrimina organizaciones sociales), No transparente (discrecional) y Cuantiosa (onerosa e insuficiente).

 Ello,  tiene a México con más de 60 millones de mexicanos inmersos en la pobreza, con una cada vez más acentuada desigualdad, con un poder adquisitivo precario y un encarecimiento de los precios que tanto castiga a los salarios. Los rubros que contiene el documento son: Introducción, Pobreza e ingresos de las familias, Remesas, Desarrrollo humano, Educación, Ciencia y Tecnología, Salud, Seguridad Social, Medio ambiente y, Administración del agua.

Pobreza e ingresos de las familias

  • Según las cuentas públicas de 2005 a 2009, en ese periodo se ejercieron recursos, incluyendo el gasto federalizado, por 6 billones 307 mil millones de pesos en desarrollo social. No obstante, el número de pobres se incrementó en 10.1 millones de personas entre 2006 y 2009; para este último año había 54.8 millones de mexicanos que no contaban con un ingreso suficiente para cubrir sus necesidades básicas.
  • Según el documento “América Latina, Más Allá de la Crisis”, elaborado por el Banco Mundial, de 2008 a 2009, año de la crisis económica mundial, se agregaron a la pobreza 4.2 millones más de mexicanos, los cuales, adicionados a los reportados por el CONEVAL en 2008, para el año 2009 el total era de 54.8 millones.
  • Por tanto, de 2006 a 2009 se han sumado a la pobreza 10.1 millones de  mexicanos, incremento equivalente a la suma total de la población de 9 entidades del país (Durango, Zacatecas, Quintana Roo, Aguascalientes, Tlaxcala, Nayarit, Campeche, Colima y Baja California Sur); esa cifra es comparable, además, a la suma de la población total de cuatro países (Uruguay, Panamá, Jamaica y Trinidad y Tobago).

Entre 2006 y 2009, cada día 7 mil mexicanos se incorporaron a la pobreza; cada hora, 292; y cada minuto, 5.

En noviembre de 2009, el premio Nobel de Economía en 2001, Joseph E. Stiglitz, afirmó que el desempeño de México en el manejo de la crisis económica mundial fue uno de los peores en el mundo y, en cambio, naciones como Australia y Brasil fueron los que mejor la enfrentaron.

  • Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), México es líder en pobreza. En el periodo 2006-2008 la situación mejoró en América Latina, no así en nuestro país.

En su documento “Panorama Social de América Latina 2009”, el organismo regional señala que entre 2008 y 2009, países como Brasil, Panamá, Perú, Paraguay, Chile, Uruguay y Argentina lograron disminuir la pobreza. México fue el único país latinoamericano donde aumentó.

  • La última información disponible del CONEVAL sobre la pobreza multidimensional de México se refiere a 2008. En septiembre de 2010, el CONEVAL emitió un comunicado de prensa donde se informa que el INEGI brindará la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH) al público en general –y al CONEVAL- el 15 de julio de 2011. Con esta información, el CONEVAL realizará la medición multidimensional de la pobreza a nivel nacional y por entidad federativa correspondiente al año 2010, así como la pobreza por ingresos a nivel nacional y dará a conocer los resultados supuestamente el 29 de julio de 2011.

Según el Informe de Resultados de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública de 2009 de la Auditoría Superior de la Federación (ASF)[1], al comparar a México con los países miembros de la OCDE y otras economías emergentes, se observa que persiste en el país una alta concentración del ingreso, pues de acuerdo con el “Informe sobre Desarrollo Humano 2009” del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, mientras el decil más rico concentra el 37.9 por ciento del ingreso, el más pobre apenas alcanza el 1.8 por ciento, con un coeficiente de Gini[2] de 0.481, cuando el promedio de esos indicadores para los países de la OCDE es de 26.2 por ciento, 2.9 por ciento y 0.333, respectivamente, lo que se traduce en marcados contrastes; de hecho, México se ubica entre las sociedades más desiguales del mundo.

  • Según el “Informe Regional Sobre Desarrollo Humano para América Latina y el Caribe 2010 de las Naciones Unidas, la violencia que padece México por el combate al crimen organizado impactará en el aumento de la desigualdad.

La población en pobreza tiene menos elementos para protegerse de la violencia y disminuye su capacidad de acceder a servicios en lugares con altos índices de criminalización.

  • Según la ASF, los programas específicos de subsidio no se destinaron exclusivamente a la población en condiciones de pobreza y marginación; y se presentaron serias deficiencias en el padrón de beneficiarios del Programa Oportunidades. También indica que el ingreso medio diario de la población mexicana más pobre es inferior a un dólar.
  • Según el último informe de la ASF, en el periodo 2004-2009, el padrón de beneficiarios del Programa de Desarrollo Humano Oportunidades creció a una tasa media de crecimiento anual (TMCA) de 0.8 por ciento, al pasar de 5.0 a 5.2 millones de familias; mientras que el presupuesto creció a una TMCA de 14.4 por ciento, al pasar de 24 mil 261 millones de pesos en 2004 a 46 mil 698 millones en 2009, cifra que obedece principalmente a la entrega de nuevos apoyos monetarios por 11 mil millones de pesos a las familias beneficiarias.

El Programa de Desarrollo Humano Oportunidades, enfocado a romper el ciclo intergeneracional de la pobreza, atendió en 2009 a 23.6 millones de personas, que representan el 46.6 por ciento de los 50.6 millones de mexicanos reportados por el CONEVAL en pobreza patrimonial. La evaluación realizada mostró que del total de 6.7 millones de casos recertificados entre 2001 y 2009, sólo el 8.1 por ciento transitó al Esquema Diferenciado de Apoyo para preparar su salida del programa y únicamente el 1.7 por ciento superó la condición de pobreza.

  • Según la Evaluación de los Programas Federales 2009-2010 que elabora el CONEVAL, cerca de cuarenta y cinco de los principales programas federales del área de desarrollo social presentan fallas y debilidades; entre los programas operados con mayor deficiencia se encuentran: Procampo, Alianza para el Campo, Proárbol, Primer Empleo, Apoyo y Fomento al Empleo, Productividad, Enciclomedia, Desayunos Escolares, Fondo Apoyo a Pymes, IMSS Oportunidades, Fonart, Vivienda Rural, Escuelas de Calidad y el Sistema Nacional de Investigadores.

En estos programas es constante la ausencia de mecanismos de medición que permitan conocer si las acciones que se realizan son efectivas; la inexistencia o inexactitud de cifras de población objetivo limita la focalización de subsidios e incluso hay carencia de diagnósticos previos sobre determinada problemática, con el fin de contar con un panorama completo que promueva la eficacia en la planeación.

  • Según la organización civil Gestión Social y Cooperación (GESOC), el 62 por ciento de programas de subsidio a cargo del gobierno federal obtuvo puntajes reprobatorios en el índice de desempeño.
  • La capacidad adquisitiva de la población ha disminuido drásticamente, como puede verse en los siguientes casos:
  • Desempleo. El desempleo en México es un factor que incide drásticamente en el deterioro de la calidad de vida de la gente. Con base en datos del INEGI, actualmente existen en el país 2.58 millones de personas desempleadas, 12.66 millones se encuentran laborando en el sector informal,  3.63 millones están subocupadas, y 3.06 millones no reciben remuneración por su trabajo.

Por otro lado, los nuevos empleos que se han generado en la presente administración panista, son de mala calidad y mal pagados.

  • Deterioro del salario mínimo. En lugar de aumentar el salario mínimo real, éste ha perdido valor, al caer en un 6.60 por ciento para el año 2011 con respecto al año 2000. En el periodo 2007-2011 fue cuando se castigó en mayor medida el salario de los trabajadores.
  • Encarecimiento de la Canasta Básica.  Según el reporte más reciente sobre el “Índice de la Tendencia Laboral de la Pobreza (ITLP)” que elabora el CONEVAL, el ingreso per cápita necesario para adquirir la canasta básica de alimentos, tanto urbana como rural,  aumentó en un 53.88 y 56.40 por ciento para cada una, en los últimos 7 años.

La serie del (ITLP) muestra trimestralmente la tendencia de la proporción de personas que no puede adquirir la canasta alimentaria con el ingreso laboral de los hogares. Entre 2008 y el primer trimestre de 2011, la dificultad para adquirir una canasta básica en zonas urbanas creció casi en un 25 por ciento, mientras que en las zonas rurales sólo fue del 5 por ciento, lo que nos indica que el incremento de la pobreza se ha dado más en las zonas urbanas que en las rurales.

click para ampliar

De 2002 a 2010, el precio del aceite aumentó 173.80 por ciento, el kilogramo de azúcar 200 por ciento, el kilogramo de frijol 170 por ciento, el kilogramo de huevo 132.60 por ciento, el kilogramo de arroz 312.50 por ciento, el kilo de tortilla 216.60 por ciento.

click para ampliar

  • Gas LP. Según la Secretaría de Energía (SENER) en el año 2001 una persona pagaba en promedio 170 pesos por un cilindro de gas LP de 30 kg, ahora debe pagar 305 pesos, 79 por ciento más.
  • Electricidad. Diversas fallas de administración global del sistema eléctrico, aunadas a la incapacidad de reducir las pérdidas de diverso origen, explican que el precio medio de la energía eléctrica para uso doméstico haya crecido al doble durante las recientes administraciones, según la SENER.
  • Diesel. El precio del litro de Diesel, insumo importante para el transporte, la agricultura y la industria ha tenido un aumento de 114.2 por ciento en el periodo 2000 a marzo de 2011, según la SENER.
  • Los precios del litro de las gasolinas Magna y Premium en el año 2000 eran de 5.27 y 5.91 pesos, respectivamente; a marzo de 2011 son 9.00 y 10.22, lo que representa un aumento de 71 y 73 por ciento, respectivamente.

En el año 2000, las familias mexicanas gastaban 316 pesos en llenar un tanque de 60 litros con gasolina magna; actualmente gastan 530 pesos.

  • En el reporte “La niñez y la Adolescencia en el Contexto de la Crisis Económica Global: el Caso de México”, elaborado por el CONEVAL y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF),  el 53 por ciento de los mexicanos menores de 18 años viven en condiciones de pobreza multidimensional, cifra que en la población en general es de 42 por ciento.

“La pobreza multidimensional implica que los niños viven en hogares con bajo ingreso, además de presentar carencias sociales como el acceso a la alimentación, a la educación, a la seguridad social, a los servicios de salud, o la vivienda digna y a servicios básicos”.

Según el estudio, el 28.8 por ciento de los niños, poco más de 11 millones, se consideran vulnerables por carencia social, mientras que sólo el 13.3 por ciento, 5.2 millones, presentan un nivel adecuado de bienestar económico.

Estos datos muestran que incluso antes de los efectos de la crisis económica, las niñas, los niños y los adolescentes enfrentaban una mayor pobreza y vulnerabilidad que la población general. No obstante, el reporte indica que la crisis acentuó dicha vulnerabilidad.

  • Recientemente, la OCDE presentó el “Índice de Mejor Vida”, el cual mide el grado de satisfacción y de bienestar de los habitantes de 34 economías del mundo. Según este índice, México presenta una serie de deficiencias y carencias en materia de condiciones laborales, satisfacción de vida, medio ambiente, gobierno, comunidad, salud, vivienda, balance empleo-vida personal, ingreso, educación, y seguridad, que lo colocan como uno de los países que tiene la peor calidad de vida,  quedando en el penúltimo lugar, sólo por arriba de Turquía.

[1] Para la revisión de la Cuenta Pública de 2009, la Auditoría Superior de la Federación practicó 945 auditorías, de las cuales 269 fueron negativas.

[2] El Coeficiente de Gini normalmente se utiliza para medir la desigualdad en los ingresos, pero puede utilizarse para medir cualquier forma de distribución desigual. El coeficiente de Gini es un número entre 0 y 1, donde 0 corresponde a la perfecta igualdad (todos tienen los mismos ingresos) y 1 corresponde a la perfecta desigualdad (una persona tiene todos los ingresos y los demás ninguno).

Remesas

  • En los últimos años aumentaron los niveles de remesas porque cientos de miles de personas no encontraron opciones laborales en el país y se vieron obligadas a emigrar. En 2003 las remesas alcanzaron aumentos trimestrales de más del 60 por ciento.

Debido a las restricciones impuestas por el gobierno estadounidense y a los efectos de la recesión, las remesas han disminuido de 26 mil 050 millones de dólares en 2007 a 21 mil 271 millones de dólares en 2010.

click para ampliar

  • Según el documento Migration and Remittances 2011 elaborado  por el Banco Mundial, México habrá sido en 2010 el país con mayor migración a nivel mundial, al registrar 11 millones 900 mil connacionales (10.7 por ciento de la población total) que habrán salido del territorio nacional en busca de mejorar sus condiciones de vida, superando a países como la India, Rusia y China.

DOCUMENTO INTEGRO   V. DETERIORO DE LA CALIDAD DE VIDA

Read Full Post »

+ Requerimos un nuevo liderazgo que reencauce el rumbo

+ La  política económica del Gobierno  sacrifica el crecimiento

+ Programas sociales asistencialistas, electoreros y clientelares

+ En 10 años del PAN, se han degradado los niveles de vida

+  No alcanza para  alimentación, vestido, vivienda y salud.

POBREZA Y DESIGUALDAD
Francisco Rojas

La calidad de vida de las personas se ha deteriorado drásticamente en los últimos años debido a la conjugación de la pobreza expansiva, la violencia y la falta de oportunidades principalmente para los jóvenes, precisamente en los años del llamado bono demográfico que se empezará a agotar en un decenio más.

La precariedad social en la que hemos caído no se debe a factores externos ni es herencia del pasado, como quiere la voz oficial; es resultado de una política económica que sacrifica el crecimiento en aras de la estabilidad, inhibe las inversiones privadas, especialmente en las industrias pequeña y mediana, desalienta la creación de empleos en la economía formal y reduce el mercado interno.

Los del PRI fomentaron el desarrollo económico y aplicaron una política social integral, entendida como obligación constitucional del Estado, que hizo posible la permeabilidad social y el surgimiento de amplias y diversificadas clases medias en el siglo XX.

La escuela pública se expandió como nunca en la historia, se constituyeron las instituciones de seguridad social y salud pública, se garantizó el abasto de alimentos a precios accesibles y se fomentó la vivienda. La estabilidad social y política estimuló el flujo de inversiones y el país estaba en paz.

Infortunadamente, esas tendencias se revirtieron en el primer decenio del siglo XXI. En los últimos cuatro años, 10.1 millones de personas empobrecieron entre otros por el estancamiento económico y por que se aplican programas sociales asistencialistas, corporativos, clientelares y electoreros que no combaten realmente la pobreza, no elevan el desarrollo humano, ni reducen los contrastes regionales.

En una década de gobiernos panistas, el poder adquisitivo de la población se ha reducido y los niveles de vida se han degradado. No hay suficientes empleos y los que hay son muy mal pagados, pero los precios de la canasta básica, la gasolina, el gas LP, la luz y el agua se han ido a las nubes. El ingreso de la gran mayoría de las familias mexicanas no alcanza para su alimentación, vestido, vivienda y salud.

Excluidos de la economía formal, los jóvenes no tienen más remedio que ocuparse en actividades informales; los más arrojados son cooptados por el crimen organizado o emigran a Estados Unidos, pese a que allá la ocupación ha caído a consecuencia de la crisis y se han endurecido las leyes y políticas contra los migrantes. Las remesas han disminuido y las familias están al borde de la desesperación.

La calidad de la educación ha caído sobre todo en el nivel básico, como lo demuestran los resultados de la prueba oficial ENLACE. En el examen PISA sobre habilidades de comprensión de lectura, los alumnos mexicanos quedaron 68 puntos abajo del promedio de la OCDE de 493. La reprobación y la deserción escolares frustran a los estudiantes y provocan desperdicios de recursos; según la OCDE, sólo el 34% de los adultos mexicanos cursó el bachillerato, mientras el promedio es de 73%.

El sistema de salud está burocratizado, no dispone de recursos para el abasto de medicamentos y es insuficiente; las perspectivas de envejecimiento de la población pone en jaque a los sistemas de pensiones y el aumento de las enfermedades degenerativas presiona a las instituciones de seguridad social. Pese a las tragedias ocurridas, las guarderías y estancias infantiles siguen siendo inseguras y sus servicios de baja calidad.

En la era del conocimiento es indispensable aumentar la cobertura y la calidad escolares y dar acceso universal a una educación para toda la vida, orientarla a la formación de ciudadanía y a la capacitación para formar los recursos humanos calificados que requiere el desarrollo moderno.

La política de salud debe ser integral, privilegiar la prevención y fortalecer la formación de médicos, enfermeras e investigadores capacitados y bien remunerados. Es preciso ampliar la cobertura y elevar la calidad de los servicios de salud para satisfacer el incremento de la demanda: en 30 años por cada 160 adultos mayores habrá 100 niños.

El manido recurso de culpar al pasado para ocultar los errores del presente y la falta de visión futura, no debe desviarnos de la necesidad de vincular la política social del Estado con la política económica. Es tiempo de rechazar mitos y transparentar las causas verdaderas de la desigualdad y la injusticia social. Requerimos de un nuevo liderazgo que reencauce el rumbo.

EL UNIVERSAL, 31 mayo, 2011.-

Read Full Post »

+ Pedir evaluar la estrategia anti crímen no es ofensivo

+ Que haya una sociedad sana y con posibilidad de desarrollo

+ Diputados del PRI, con  con Janet Napolitano y Valenzuela

(Al comentar el mensaje del 4 de mayo del Presidente Felipe Calderón)…

La lucha contra el crímen organizado es de todos los mexicanos, ajeno a partidos, porque lo que queremos los ciudadanos es vivir con tranquilidad y en paz.

(En el marco de la gira de trabajo que junto con otros diputados federales del PRI realiza en Washington, D.C., donde hoy se reunió con la Secretaria de Seguridad Interior, Janet Napolitano)…

…En nuestro país la gente quiere tranquilidad, independientemente de quién gane o no las elecciones, porque recuperar la tranquilidad es una aspiración de todos los mexicanos.

Hemos sugerido a las autoridades correspondientes, que tenemos que sentarnos a evaluar cómo están funcionando las estrategias; eso no tiene nada de ofensivo, es lo lógico en cualquier programa gubernamental, saber cuáles son los resultados.

Si estos son buenos,  hay que empeñarnos en que sigan, si no, hacer las modificaciones correspondientes. Así que nadie debe sentirse, ni llamarse ofendido por pensar que hay que evaluar los programas, ya que eso ayuda a mejorarlos.

Es una aspiración de todos los mexicanos, priistas, perredistas, panistas,  recuperar la tanquilidad en México, pero no solamente con una estrategia como la que se ha seguido actualmente, circunscrita a una lucha contra el crimen organizado, sino que se tiene ampliar a cuestiones de infraestructura económica, social, de creación de empleos, porque si no ponemos el remedio solo estamos curando parte de la enfermedad, pero no creamos la nueva posibilidad de que haya una sociedad sana y con posibilidades de desarrollo.

La lucha contra el crímen organizado, es algo que debe seguir siendo una prioridad fundamental, acompañado no nadamás de una estrategia anticrímen organizado, sino pensando en cómo vamos a asegurar que el cúmulo de jóvenes que van accediendo al mercado de trabajo, encuentre formas honestas y responsables de vida y de construcción de futuro.

Lo anterior,  para que ellos mismos al labrarse o al tener oportunidad de un nuevo futuro, no tengan la necesidad de pensar en unirse a las fuerzas del crimen organizado.

… Nuestro viaje a Washington fue muy importante, porque trabajamos desde nuestro ambito de responsabilidad en  abrir una nueva y mayor cooperación en todos los temas que son de interés para México, con los Estados Unidos.

Los diputados del PRI también sostuvimos  encuentros con con el Embajador mexicano  Arturo Sarukhán, con el Subsecretario Adjunto de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, Arturo Valenzuela y con el Presidente del National Democratic Institute, Keneth Wollack.

WASHINGTON, D.C., Boletín., 5 de mayo, 2011.-  

Read Full Post »

+ El compromiso con la verdad y honestidad política es de todos

+ Reformas,  responsabilidad de todos los grupos  parlamentarios

+ El proceso legislativo debe ser ajeno a fines electoreros

…La democracia interna del PRI jamás ha lesionado su unidad, y tampoco su compromiso de mantener el diálogo hacia dentro y fuera para desahogar las reformas pendientes.

Todos  estamos obligados a crear el ambiente de diálogo, respeto y consideración mutua, al trato, en apego a la formalidad parlamentaria, a la verdad y honestidad política. Las reformas legislativas son responsabilidad de todos los grupos parlamentarios representados en el Congreso de la Unión.

Pretender que un sólo grupo parlamentario se haga responsable de sacar adelante una reforma legislativa, es incentivar una forma de autoritarismo que los mexicanos no queremos.

Los diputados del PRI  tenemos plena convicción de mantener el proceso legislativo ajeno a afanes electoreros y al protagonismo de aspiraciones personales o de grupo, manifestando el ineludible deber de cubrir las vacantes de consejeros del IFE, por lo que seguimos en espera de la convocatoria que tiene obligación de hacer la Junta de Coordinación Política para discutirla, sin veto alguno para cualquiera de los aspirantes calificados.

Sin duda, el PRI es un partido plural, tanto como es la sociedad mexicana misma, apegado a los principios progresistas que impulsan la construcción de acuerdos para el progreso de México, de ahí que mantenemos abierta la discusión de las ideas y escuchamos la natural diversidad de opiniones en busca de los consensos.

Por eso nuestro partido,  apoyará sin duda reformas que permitan a México avanzar bajo la premisa de mejorar los niveles de vida y la seguridad de la sociedad entera, particularmente de los sectores sociales más vulnerables.

Nuestro compromiso, es sacar adelante toda reforma que abone a mejorar la situación de los mexicanos en su economía, su seguridad y la gobernabilidad política, y en eso el PRI va unido; las diferencias internas son parte de nuestra democracia, porque escuchamos las voces y los proyectos que van hacia adelante y no hacia atrás.

BOLETÍN, 1 mayo, 2011.-

Read Full Post »

+ Reforma para una economía competitiva y productiva

+ Refleja responsabilidad y no violenta principios sociales

+ El PRI sabe responder a las nuevas realidades de México

+ Promoverá mayor oferta de trabajo en el sector formal

El conjunto de modificaciones a la Ley Federal del Trabajo que presentamos el jueves 10 de marzo,  es resultado del consenso alcanzado por los diputados federales priistas, trabajadores, sindicatos, académicos y empresarios conscientes de que el empleo es el motor del desarrollo.

El primer consenso que logramos  fue impulsar una reforma para avanzar e insertar al país en una nueva era competitiva y productiva, mediante un nuevo pacto laboral y social para México, con responsabilidad y sin violentar principios sociales.

La propuesta es, en sí misma, un mensaje claro y contundente a la sociedad de que el Revolucionario Institucional sabe responder a las nuevas realidades sociales y económicas.

Con la iniciativa de reforma laboral se logró modernizar los derechos de los trabajadores y fortalecer los principios fundamentales. Se avanzará también en la incorporación de los marcos laborales modernos, aprobados en el seno de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Nuestra propuesta promoverá mayor oferta de trabajo en el sector formal de la economía, propiciará la atracción de la inversión extranjera, de forma que se traduzca en generación de empleos dignos y con mayores ingresos.

Se ha sabido avanzar en los derechos individuales de los trabajadores, en sus reivindicaciones y luchas; por ejemplo, la de los jornaleros agrícolas y las trabajadoras domésticas, toda vez que se propone un esquema moderno que proteja al trabajador sin perjudicar tampoco a los empleadores.

Es necesario  reconocer  a los diputados del sector obrero, por haber soportado la crítica y evitar la provocación originada por iniciativas con dedicatoria, toda vez que en la vida del PRI han sido garante y referente insustituible para que el partido no pierda jamás su vocación y orientación social.

Con esta iniciativa se avanza en la incorporación de los marcos laborales modernos aprobados por la Organización Internacional del Trabajo, en la prohibición de las diversas formas de discriminación, en la necesidad que el outsourcing reconozca nuevos sujetos de derechos con todas las obligaciones contractuales y que este mecanismo sea complementario, no evasivo de los salarios y las prestaciones legítimas, ya que se tipificara como fraude laboral el uso de tales figuras cuando se empleen para evadir las obligaciones laborales.

Asimismo, contempla adicionar un régimen de productividad integral, desde la capacitación obligatoria, apoyo para concluir los ciclos escolares de los trabajadores, la mejora escalafonaria y salarial ligada a la productividad y el mejoramiento de la competitividad laboral.

Tenemos confianza en  que la Comisión del Trabajo en este órgano parlamentario discuta pronto la presente iniciativa, considerando el contexto de desaliento que prevalece en el país, pues frente a las carencias cotidianas, la propaganda gubernamental se limita a disimularlas, sin soslayar el clima de inseguridad pública, la violencia, los altos costos humanos y económicos de una lucha del gobierno que ha ensangrentado al país.

En cada crisis han sido los trabajadores los que han sabido ser solidarios y leales en la consecución de la estabilidad y la superación de los problemas de cada época de nuestra nación.

Con la iniciativa de reformas a la Ley Federal del Trabajo, la bancada priista refleja gran sensibilidad para hacer a un lado anatemas o lugares comunes e ir al fondo de lo que los factores de la producción demandan actualmente, en la vía de incrementar la productividad del país y la creación de empleos.

Por su impacto social y económico, algunas de las modificaciones propuestas prohibirán las diversas formas de discriminación laboral; agiliza la impartición de justicia en la materia, al tiempo que profesionaliza al personal encargado de impartirla; fortalece el marco jurídico contra el trabajo infantil; reconoce la labor a distancia, basada en el uso de las nuevas tecnologías de información.

PUNTOS RELEVANTES DE LA INICIATIVA

– Firme e incólume defensa y ampliación de los derechos laborales colectivos.

– Realiza una destacada aportación a la productividad y la recuperación económica del país.

– Profesionaliza y agiliza la justicia laboral.

– Fortalece la equidad laboral y la previsión social.

– Envía un mensaje claro y contundente a la sociedad de que es un partido actuante frente a las nuevas realidades sociales y económicas.

– Confirma que para nuestro partido es posible modernizar los derechos laborales, fortaleciendo los principios fundamentales.

– Avanza en:

– La incorporación de los marcos laborales modernos aprobados en el seno de la Organización Internacional del Trabajo (OIT)

– La legislación y prohibición de las diversas formas de discriminación laboral (sexual, género, preferencias, religión, embarazo, etcétera).

– Que el outsourcing reconozca nuevos sujetos de derechos con todas las obligaciones contractuales y que este mecanismo sea complementario, no evasivo de los salarios y las prestaciones legítimas, legislando como fraude laboral el uso de tales figuras cuando se emplean para evadir obligaciones laborales.

– Adiciona un régimen de productividad integral, desde la capacitación obligatoria, el apoyo para concluir los ciclos escolares de los trabajadores, los programas tripartitos, la certificación laboral, la mejora escalafonaria y salarial ligada a la productividad y el mejoramiento de la competitividad del trabajo.

– Protege jurídicamente el trabajo de los jornaleros agrícolas, el reconocimiento de sus prestaciones y antigüedad laboral, su contratación por escrito, la seguridad social y condiciones laborales justas.

– Se tutelan los derechos de quienes realizan trabajos domésticos, como días y horarios de descanso, atención médica y condiciones dignas en su trabajo.

– Reconoce el carácter subordinado de los agentes de ventas, con lo que pueden acceder al reconocimiento de sus derechos laborales.

– Precisa las actuaciones en materia de procesos laborales, para agilizar la justicia imparcial para trabajadores y empleadores.

– Democratiza el recuento sindical, con el voto secreto y directo, como lo ha determinado la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

– Que se mantengan sin impuestos y sean gratuitas todas las actuaciones relativas a la aplicación de normas de trabajo.

– Fortalece la legislación de la lucha contra el trabajo infantil.

– Reconoce el trabajo a distancia basado en las nuevas tecnologías de la información,

– Adiciona normas para profesionalizar al personal de los organismos encargados de administrar los procesos laborales y mejorar la impartición de la justicia del trabajo, mediante el servicio civil de carrera, con énfasis en un régimen disciplinario que combata la simulación y la corrupción.

– Fortalecer la mediación y la conciliación en los procesos laborales, para evitar los juicios largos y costosos para las empresas y los trabajadores,

– Actualiza los medios de prueba en los procesos laborales acorde a los avances tecnológicos, para facilitar la justicia expedita y certera.

 BOLETÍN, 13 marzo, 2011.- http://bit.ly/hPsSeD

 

Read Full Post »

+ Areas estratégicas quedaron a merced de rutinas u ocurrencias

+ No debemos legar a nuestros hijos la cultura del miedo

+ Pondremos  un alto a las decisiones que siembran insatisfacción

+ Llegó la hora de repensarlo todo y poner las cosas en su lugar

RELANZAR AL PAÍS

Francisco Rojas

Desde el primer día de su gestión, el gobierno puso sobre la mesa el tema de la guerra contra el narcotráfico e ignoró todo lo demás. Esta concepción monotemática de la tarea de gobernar ha dejado a muchas áreas estratégicas a merced de la rutina y las ocurrencias y ha provocado problemas descomunales.

En el PRI estamos convencidos de que el país no debe ser entregado como botín de guerra al crimen organizado, pero precisamente por eso no podemos convalidar una estrategia que no partió de un diagnóstico serio y completo del problema ni se basó en información de inteligencia criminológica.

Es cierto que la delincuencia organizada se enfrenta con la fuerza pública, pero eso no basta; es preciso desactivar el clima social que hace posible su permanencia y propicia la mimetización de los delincuentes con las comunidades pacíficas.

Si algo puede debilitar al crimen organizado es que la economía y la escuela ofrezcan un lugar para los jóvenes que, excluidos del desarrollo económico, social y humano, son víctimas fáciles del reclutamiento de los criminales. Es igualmente estratégico un tema que no se ha abordado correctamente: la clausura de las vías por las que fluye el dinero sucio para integrarse a las corrientes financieras legales.

El crimen organizado es un problema muy grave, pero no el único que debe encarar el Estado. Por eso los priístas vamos a integrar otros temas de gran importancia a la agenda nacional. No hacerlo ha dejado aspectos críticos —como la educación, el crecimiento económico, la política social, la política energética y la regulación de las comunicaciones— a merced de la improvisación e inercia, cuando no de corrupción.

Lo que al principio pareció un desacierto: lanzar al país a una guerra sin la preparación adecuada ni medios suficientes, pero cuatro años después, el mantenerse obstinadamente en esa línea de combate, sin hacer caso de otros puntos de vista o sugerencias, se acerca más a una estrategia electoral que a un firme convencimiento de que se es dueño de la verdad.

Parecería que creen que puede ser redituable revivir la bandera de “el peligro para México”, sólo que esta vez sería un partido político la amenaza, argumentando que no garantizaría la continuación de la guerra contra el narcotráfico, como supuestamente lo haría el PAN. No es coincidencia que en las elecciones de Jalisco, Colima, Quintana Roo y Guerrero se haya recurrido a filtraciones y acusaciones no probadas de que los candidatos priístas estaban involucrados con el crimen organizado.

Cuidado, el país no vive la misma situación que en 2006. La polarización política asociada con los desaciertos en la conducción del gobierno y a fenómenos adversos que escapan a nuestro control como país han deteriorado el clima social y aumentado la irritación colectiva. Estamos perdiendo la fe en nosotros mismos; se está desgastando la solidaridad que nos fortaleció en las horas más difíciles de nuestra historia; se está debilitando la cohesión social y languideciendo el espíritu de lucha colectiva.

Para que la sociedad no caiga en el desánimo como manera de ser y vivir, los priístas pondremos un alto a las decisiones del poder que han sembrado insatisfacción, temor y desconfianza entre nosotros mismos. Es tiempo de recuperar los valores que definen nuestra identidad nacional y hacen posible la convivencia civilizada. Esta generación no debe legar a nuestros hijos una cultura del miedo, el individualismo a ultranza, la desconfianza en los demás y la falta de expectativas reales de futuro.

Llegó la hora de repensarlo todo y poner las cosas en su lugar. El Estado debe retomar sus funciones rectora y promotora. Una de las grandes claves es devolver a los jóvenes su porvenir, probarles que la sociedad, sus leyes e instituciones tienen un espacio para ellos en la economía formal y la educación media y superior. Convencerlos, con hechos, de que su país no los rechaza ni los empuja a emigrar a un mundo de humillaciones pero con empleo, de que México no los condena a vivir en la informalidad y menos aún a que sigan siendo enrolados por el crimen organizado.

Si el gobierno y su partido no quieren o no pueden devolver la certidumbre a México, nosotros haremos nuestra parte desde el Congreso. Si no quieren o no pueden ver la realidad social, económica, política y moral del país, nosotros restauraremos la cohesión social y daremos respuestas eficaces a las exigencias de la gente.

EL UNIVERSAL, 8 febrero, 2011.- goo.gl/SVxQP

Read Full Post »

Older Posts »